29 C
San Pedro Sula
viernes, septiembre 30, 2022

Carretera que conduce a Copán Ruinas se parte en dos

Debes leer

COPÁN, HONDURAS. Preocupación hay en las autoridades y en toda la población del departamento de Copán, ante el mal estado de las carreteras, que representan un peligro, pues desde el paso de las tormentas Eta e Iota, quedaron debilitadas.

A raíz de ello, muchas zonas están en riesgo de quedar incomunicadas y el transitar, principalmente de noche, se vuelve un “deporte extremo”, que puede llevar a un mortal accidente.

Le puede interesar – Denuncian construcción ilegal de carretera en Olancho

Justamente quien declaró el estado de emergencia, fue el alcalde de Copán Ruinas, Mauricio Arias, quien explicó que la destrucción, principalmente de la carretera CA-11, es inminente.

“Hemos declarado como emergencia la carretera y otros sectores, de las Ruinas de Copán, La Entrada y las comunidades indígenas”, indicó.

El daño a las carreteras también afecta el turismo de la zona.
El daño a las carreteras también afecta el turismo de la zona.

Por otro lado, señaló que han estado en contacto con autoridades del Gobierno, que han informado que se enviará a personas para supervisar y además externaron que mandarían maquinaria, sin embargo, han pasado los días y aún no ven avances.

“Hemos elevado nuestra voz, se ve el riesgo que implica transitar por esta carretera”, expresó.

Asimismo, determinó que es cuestión de días para que se queden incomunicados, especialmente cuando comiencen las fuertes lluvias.

Vídeos:

 

“Es una pena, es una carretera internacional y también, como un destino turístico, donde Copán Ruinas es la puerta cultural, sería penoso que por no agilizar decisiones lleguemos a esas circunstancias”, profundizó.

Por su parte, Carlos Handal, representante de la Cámara de Turismo y Comercio de Copán Ruinas, comentó que uno de los tramos más complicados para transitar es el que está cerca del Centro de Convenciones de Copán Ruinas.

“Con el tema de Eta e Iota, la carretera comenzó a deteriorarse y se dieron unos derrumbes, pero no se le ha dado el mantenimiento indicado. Por lo tanto, con las tormentas se va debilitando más. Hay tres fallas en la zona”, externó.

Según manifestó, en la comunidad conocida como El Jaral, la carretera prácticamente está a la mitad.

“Otro problema es que no hay ni rótulos de precaución ni nada, entonces de noche es muy peligroso. Lo que se está solicitando es la reparación de esta carretera”, añadió.

Handal sostuvo que aunque saben que la carretera está bien diseñada, con el paso de las tormentas y al no darles mantenimiento, se deterioraron, causando que estén como ahora.


Nota para nuestros lectores:

🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp. Haga clic en el enlace: https://bit.ly/2Z2UF3j

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido