Takata: ahora, investigada por fallos en cinturones de seguridad

248
Takata
Imagen de referencia.

REDACCIÓN. El caso Takata marcó un antes y un después en la industria automotriz mundial. El fabricante japonés, que supo ser el principal proveedor de airbags, fue el causante del mayor llamado a revisión de la historia por causa de sus infladores de airbags defectuosos.

Para citar un ejemplo de la magnitud de este problema más de 100 millones de unidades en todo el mundo se vieron afectadas, causando la muerte de 26 personas.

En 2017, Takata acordó declararse culpable de fraude electrónico y a pagar mil millones de dólares en sanciones penales, lo que produjo su quiebra inmediata.

Le podría interesar: Tome nota: los automóviles afectados por las bolsas de aire de Takata

Continúa

Y si bien este problema continúa, Takata vuelve al centro de la escena, aunque esta vez por posibles irregularidades con las correas de los cinturones de seguridad.

A raíz de esto, y del pedido expreso de revisión por parte del Ministerio de Transporte de Japón, el fabricante estadounidense de componentes automotrices Joyson Safety Systems (JSS) informó que está investigando irregularidades en los informes de las pruebas de correas de cinturones de seguridad en una fábrica japonesa adquirida a Takata hace más de dos años.

«Actualmente JSS está revisando datos disponibles y relevantes durante un período de 20 años, prueba por prueba y producto por producto», declaró el director de comunicaciones globales de la compañía con sede en Michigan, Bryan Johnson.

Las anomalías están en los informes de la fábrica en Hikone, Japón, que JSS compró a Takata Corporation en abril de 2018. Sin embargo, la compañía estadounidense informó que dichas irregularidades surgieron antes de la adquisición de la planta.

Un funcionario del Ministerio de Transporte japonés dijo a Reuters que todavía se está investigando cuántos autos están afectados por el problema. Asimismo, se busca saber si alguno de esos vehículos fue enviado a mercados fuera de Japón. Asimismo alertó a los fabricantes de automóviles para «que se preparen para la retirada de los cinturones de seguridad en cuestión«.

JSS Japón es el principal fabricante de cinturones de seguridad de ese país con una participación de mercado de alrededor del 40%. Así como algo menos del 30% a nivel mundial, según informó el diario japonés Nikkei.

Nota relacionada: Retiran 56 millones de bolsas de aire Takata por peligro de explosión

Fuente: Clarín

Nota para nuestros lectores:

Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo.