LA ENTREVISTA| Luis Santos: “Siempre quise ser abogado; no era muy extrovertido”

0
1238
Luis Javier Santos
Luis Javier Santos es el jefe de la UFERCO.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Varios son los que casos que ha llevado a los Juzgados Anticorrupción. Luis Javier Santos, lidera la Unidad Fiscal Especializada Contra Redes de Corrupción (UFERCO) y solo se le ve cuando da declaraciones de un nuevo caso, puesto que la mayor parte del tiempo se dedica a investigar actos ligados a la corrupción. 

Diario TIEMPO Digital se comunicó con Santos, quien nos contó un poco más de su vida personal y profesional. Lo primero que reveló es que que nació en la ciudad de Tegucigalpa, capital hondureña. 

Mi infancia fue realmente bonita. Se desarrolló en un ambiente de pobreza como la mayoría de hogares alrededor de Tegucigalpa. A mi mamá le tocaba vender frutas y comida para alimentarnos. Nosotros le ayudábamos a ella”, relató a TIEMPO.

Santos, relató que a él no le gustaba pelear y que siempre trataba de calmar las peleas entre sus hermanos. “No era muy extrovertido, era introvertido, pero eso no impidió que tuviera amigos”, recordó.

De igual forma, detalló que él y sus hermanos se levantaban a las 5:30 de la mañana y que iban a traer el agua que se iba a utilizar durante el día. Luego partían a la escuela y después le ayudaban a los quehaceres de su mamá y posteriormente, ella les daba permiso para jugar fútbol unas dos horas.

El fiscal Santos, indicó que su secundaria la estudió en un colegio en que solo militares estudiaban. Este era el colegio Mayor José Manuel López Aguilar que estaba ubicado en el Primer Batallón de Infantería.

Asimismo, reveló que gracias a una recomendación de un amigo de su papá y que este era el jardinero del coronel Solórzano, pudo ingresar al colegio. A pesar de estar en un instituto de militares, Santos, solo recibió la disciplina militar. Contó que en los tres primeros años solo estuvo con tres civiles más, luego se unieron otros.

Siempre me gustó la abogacía

Por otra parte, apuntó que desde pequeño le gustaba la abogacía, pero que, pensaba que era como se miraba en las películas. “Por eso siempre quise ser abogado. La realizad fue otra cuando llegué a la universidad. Estuve a punto de ser cadete”, reveló.

A su vez, recapituló que como por su situación económica le tocó caminar durante varios trayectos cuando estaba en la universidad, pero eso no le hizo desistir de su meta. Dijo que tuvo un profesor que siempre los motivaba y dicha situación marcó su vida.

Como todos los universitarios, Santos creyó que al solo graduarse iba a trabajar. “Empecé a llevar unos casitos en el consultorio jurídico“.

Santos, rememorizó que hizo el primer examen del Ministerio Público sin ser abogado, pero que no lo llamaron. “Creo que fue a finales de 1994. En enero de 1995 fui a la Corte Suprema, presenté mi currículo y me mandaron para Lejamaní, Comayagua“.

Luego de ser Juez de Paz durante tres años, el abogado Luis Javier realizó el examen para ser fiscal y fue asignado a la ciudad de Tocoa, Colón.

Lea también: Feriado Morazánico: ¿Cuántas personas podrán viajar por vehículo?

Disfruta dar clases de ética

Por otra parte, contó que también disfruta dar clases durante unos periodos y que imparte la asignatura de ética. Le gusta motivar a los jóvenes para que implementen la ética en todas las áreas de su vida.

A Santos no solo le apasiona la abogacía, también el diseño gráfico, compartir con su familia y ver películas. No obstante, reconoció que desde que ingresó a UFECIC y posteriormente a UFERCO, no le queda mucho tiempo para realizar dichas actividades.

“El tiempo completo lo dedico a investigar los casos de corrupción. De hecho, incluso durante mi tiempo libre siempre hago actividades relacionadas al Ministerio Público“, recalcó.

Aseguró que le gusta la música en español y que si es de los años ochenta es “mucho mejor“.

Honduras perdió 

TIEMPO, consultó a Santos sobre su desempeño al frente de la UFECIC y nos respondió que “fue una experiencia enriquecedora. Ellos son gente de bastante experiencia y nunca hicimos los casos con sesgo”.

Sobre los casos que se presentaron con la UFECIC, reveló que jamás se imaginaron que iban a aparecer los personajes que están acusados ante los tribunales. “Estos fueron apareciendo durante la investigación”.

“La MACCIH los escogió por la trascendencia del acto de corrupción, no por quien eran los partícipes”, aseguró Santos.

Por otra parte, manifestó que con la salida de a MACCIH, Honduras retrocedió en su lucha contra la corrupción y que los únicos que ganaron fueron los corruptos y “los que se encuentran en las redes de corrupción que todavía están activas en el Estado. El MP perdió, la población perdió. La MACCIH fue un proyecto que no dejó que se consolidara”, concluyó.


🔹 Suscríbete gratis a más información sobre #COVID19 en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: https://bit.ly/tiempodigitalhn