INVEST-H: Sale a luz la renuncia de Marco Bográn, donde acusa “ataques injustos”

906
Bográn
Marco Bográn renunció este sábado a la titularidad de INVEST-H. Niega que tenga que ver con ilícitos y pide que se le respete su presunción de inocencia.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Desmarcándose de los señalamientos ante un cuestionado manejo del caudal público para atender la pandemia de COVID-19 en Honduras, Marco Bográn interpuso ante el mandatario Juan Orlando Hernández su renuncia a la posición de director de la Inversión Estratégica de Honduras (INVEST-H).

En el documento, que se entregó el sábado 27 de junio, Bográn plasmó los argumentos y las circunstancias que rodean su decisión. Negó las diversas acusaciones en su contra, asegurando que buscó precios razonables para la compra de suministros, pese a la competitividad del mercado.

El exfuncionario aseveró que el pleno de integrantes de la unidad de gestión se ha esforzado al máximo para cumplir con las expectativas ante el avance de la emergencia sanitaria. Es más, calificó de «intachable» la trayectoria de la institución.

En virtud de lo anterior, expuso su consideración de que el pueblo hondureño lo juzgó con pensamientos carentes de fundamento. Además, contraatacó a sus detractores, mencionándoles que ninguno sostiene un cargo donde tenga la responsabilidad que él tenía, donde el propósito era salvar vidas.

Bográn dejó entrever que logró ese cometido, pese a que diversos sectores de la población han externado su reprobación ante el manejo de los recursos. Incluso, denunció que hay grupos de «mala fe» que han querido ejercer control externo sobre los fondos y las adquisiciones.

De igual interés – ASJ: Sin «politizar» debe investigarse a Bográn y cada involucrado en las compras

Renuncia de Marco Bográn

La dimisión de Bográn fue con carácter inmediato. En el escrito que presentó, lee que la misma es efectiva a partir de la fecha de entrega.

En primera instancia agradeció a JOH la confianza que depositó en él y la oportunidad para servir a Honduras. Seguido, apuntó que ejerció la función pública «con el más alto nivel de compromiso y vocación de servicio».

Después, comenzó a listar las conclusiones que extrae sobre el período de tiempo donde se mantuvo en su posición como titular de INVEST-H.

Relativo a la demanda de insumos para la crisis por COVID-19, dijo que conseguirlos conllevó el «reto profesional más duro» en su carrera en la Administración Pública, que sumó, por ahora, 18 años.

Al respecto, detalló que la pretensión de conseguir suministros contó con obstáculos. Mencionó que los materiales eran escasos y que otros países del mundo entero, con mayor capacidad económica, los buscaban sin importar el precio.

«Aun en estas circunstancias excepcionales y sin precedentes para el mundo entero, la institución que hasta ahora he venido liderando logró adquirir los insumos médicos referidos a precios razonables como lo hemos demostrado ante nuestro Consejo Directivo», explicó Bográn.

Luego, el exdirector de INVEST-H admitió que la preocupación de la población ante el avance de la pandemia era entendible. La exigencia recaía sobre la provisión adecuada de recursos en el menor tiempo posible, y afirmó que él y equipo se esforzaron «al máximo, haciendo lo humanamente posible» para cumplir con lo que se requería.

¿Ataques «infundados»?

En el tercer punto, Bográn se refirió a su vasta disidencia. No aceptó culpa alguna y, por el contrario, reprochó las actitudes contra él.

«Injustamente hemos sido blancos de una enorme cantidad de ataques abiertos, infrundados, desproporcionados y sin precedente», expresó en primera instancia.

A renglón seguido, detalló que se les catalogó de ineficientes, lentos y que no acataron los procedimientos. Además, planteó que algunos claman que era posible conseguir precios más bajos y en mejores tiempos, situación que se negó a reconocer.

Fue en la siguiente oración donde explicó que las personas inconformes se «dedicaron a destruir» a la entidad que lideró. Especificó que ninguno alguna vez se enfrentó a estar en primera línea procurando obtener medicinas y equipos médicos para una pandemia.

Manejo «eficiente, honesto y tansparente»

En el último inciso de su carta, Bográn acusó que hay una «evidente mala fe de grupos de interés». Según dijo, esos actores trataron de tomar ventaja de las atípicas vivencias y quisieron controlar los recursos y las compras.

Sobre el manejo del caudal público, declaró que siempre desembolsaron el dinero «eficientemente, con honestidad y transparencia, tal y como lo han afirmado en repetidas ocasiones los organismos de cooperación internacional».

Asimismo, dijo que extendió su renuncia para evitar más daños a INVEST-H y que el proceso investigativo tenga transparencia. Sin embargo, concluyó su comunicación exigiendo que en todo momento se respete, a él y todo su grupo de trabajo, la presunción de inocencia.