Expertos: Exceso de préstamos llevará a «círculo vicioso de deuda» o «paquetazo»

325
deuda
El panorama económico que se anticipa para Honduras no es positivo. Un par de economistas hablaron con TIEMPO sobre qué podemos esperar si el Gobierno continúa accediendo a más endeudamiento.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. La Secretaría de Finanzas (SEFIN) compartió ayer, martes, un informe sobre cómo se están manejando los fondos para atender la emergencia sanitaria por COVID-19. ¿Qué se puede deducir del mismo?

En primera instancia, es importante tener en cuenta que se informó que sólo se han ejecutado unos $373.3 millones; eso representa un 15 % de los $2,500 que aprobó el Congreso Nacional (CN).

Se explicó que el 85 % restantes permanece bajo gestión ante organismos que proporcionan facilidades crediticias a nivel internacional. Una vez que se aprueben las peticiones, se iniciaría el desembolso de más capital.

No obstante, ¿significa eso que no se han desembolsado más fondos por ahora? Liliana Castillo, expresidenta del Colegio Hondureño de Economistas (CHE) habló con Diario TIEMPO Digital y emitió sus valoraciones al respecto. Inicialmente, contestó de forma directa la pregunta.

«Eso no quiere decir que no lo hayan gastado (el dinero), porque han estado usando recursos de otros fondos disponibles; pero, siempre basados en esos $2,500 millones que ya están aprobados por la Cámara Legislativa», manifestó.

Seguido, apuntó la consecuencia de esas acciones en favor de la consecución de préstamos. Aseveró que la deuda seguirá incrementándose «abruptamente, tal como lo vemos desde 2014 a la fecha».

Por tanto, habría menos posibilidades económicas para destinarlas a un mediano o largo plazo a otras necesidades del país, tales como el sector salud, educación, y las obras de infraestructura.

Círculo vicioso

Mas, como es indispensable atender esos rubros también, la entrevistada comentó que el Gobierno tendrá que recurrir a más deuda cada año. Ante la situación atípica, se vería envuelto en un la necesidad de repetir el procedimiento una y otra vez, aunque no haya recursos para saldar los adeudos previos.

«Es un círculo vicioso; se adquiere más deuda, llega el momento y no se puede pagar porque no hay suficientes ingresos; entonces, se contrata más y sigue subiendo y al final va a llegar un momento en que se va a volver insostenible el pago de tanta deuda», detalló Castillo.

Liliana Castillo
Liliana Castillo, experta en economía. Lideró, en su momento, el Colegio Hondureño de Economistas (CHE).

Alternativas, ¿viables?

No obstante, la experta argumentó que el Gobierno tiene dos opciones de donde podría extraer fondos adicionales sin optar por el crédito foráneo. No obstante, acotó que es algo que no hacen, ni harán.

«Una vía para generar más ingresos es revisar las exoneraciones fiscales que le dan a un montón de empresas; la intención, supuestamente, era generar más empleos y no lo cumplen», describió.

En ese sentido, aseguró que se pierden unos L42 mil millones al año. Prosiguió expresando que el otro método sería revisar la recaudación fiscal para identificar dónde se está realizando una evasión de impuestos.

Únicos dos caminos

Por tanto, la economista considera que el Gobierno se queda maniatado a dos opciones. La primera es la que actualmente puso en marcha: recurrir a más deuda. La otra, sería subir el cobro de impuestos a la población; pero, esa segunda idea, ¿sería factible?

«Subir impuestos en este tiempo de pandemia no lo veo posible, la gente no tiene ni qué comer; no creo que la población aguante eso porque hay una presión económica que no se tuvo ni con el Mitch (huracán) ni la crisis de 2009», aclaró.

Castillo considera que el detrimento monetario de la crisis sanitaria será tres veces mayor de cualquier eventualidad adversa que el pueblo hondureño ha sobrellevado. Incluso, dijo que la dinamización de la economía será un proceso lento, contrario a la rapidez con que se dio la parálisis del comercio.

Deuda: ¿una figura inevitable?

Henry Rodríguez, jefe del departamento de Economía de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) en Tegucigalpa, también brindó su punto de vista a TIEMPO.

Él declaró que Honduras es un país con problemas fiscales serios, dado que depende plenamente del ingreso de impuestos; asemejó el panorama con otros países, diciendo que en esos territorios los impuestos sólo conforman una parte de la recaudación dado que tienen empresas más rentables.

Henry Rodríguez
Henry Rodríguez, doctor en economía y actual jefe de la carrera en el campus capitalino de la UNAH.

Además, Rodríguez interpretó que para Honduras siempre ha sido necesario acceder a deuda. «No hay que satanizarla», acotó; empero, aseguró que las autoridades estatales deben ser juiciosos para buscar las mejores tasas de interés, plazos y condiciones.