Qué es el Blush Lifting y por qué hace parecer más joven

230
Blush Lifting
Esta técnica de maquillaje logra un rostro más saludable, y las mujeres se ven más jóvenes.

DE MUJERES. Seguro que has oído hablar de técnicas de maquillaje como el contouring, pero hoy debes conocer sobre Blush Lifting, la última tendencia que consiste en crear dimensión en el pómulo con el color y la textura.

El poder del color para poder esculpir el pómulo

Aplicar rubor a las mejillas puede parecer fácil, pero la realidad es que conseguir un buen resultado (más allá de aportar solo un toque de color) lo convierte en uno de los pasos más complejos en la rutina de maquillaje.

Lea además: DE MUJERES| Cómo prevenir y tratar el acné por el uso de mascarilla 

La técnica del Blush Lifting rejuvenece porque hace recuperar los volúmenes perdidos en la zona de los pómulos, perfila el rostro y resalta las facciones.

Productos para crear el Blush Lifting

  • Polvo bronceador en un color similar al tono de la piel pero que ayude a crear profundidad.
  • Iluminador para dar volumen.
  • Colorete para aportar color.

Paso a paso para crear un Blush Lifting perfecto

1.  Una vez maquillado el rostro con la base de maquillaje, aplica un iluminador en crema en la zona de los pómulos. Este formato líquido es mejor que la opción en polvo ya que se funde mejor con la piel y queda más natural.

Iluminador en crema.

2. Aporta dimensión al rostro con la ayuda de un bronceador. Este se aplica desde la mitad del pómulo aproximadamente, justo por debajo del hueso, en dirección a la parte alta de la oreja. Escoge un tono que sea bronceado pero natural, que vaya en armonía con el subtono de la piel.

3. Aplica el colorete o blush en la parte inicial del pómulo, no demasiado próximo a la nariz. Hazlo de forma muy sutil para conseguir un resultado natural.

Tips para lograr resultados de experta

  • Utiliza dos tonos de colorete de la misma gama de color: aplica el tono más claro en la zona central del pómulo y el más oscuro en la zona más cercana a la oreja y a la sien para realizar un contouring muy natural.
  • Utiliza siempre tonos que se adapten muy bien al subtono de la piel. Si tienes la piel fría, opta por rosados o melocotón, y si la tienes cálida, mejor ocres, bronces, naranjas o corales.
  • La elección del colorete va a gustos pero lo más deseable es que quede muy natural en el rostro. «La idea es aplicar el colorete de modo que dé un toque de color, lo más similar posible a cuando nos ruborizamos de forma natural», puntualiza la maquilladora.
  • Las brochas biseladas son las mejores para aplicar el colorete.
  • Si prefieres optar por colorete en crema, aplícalo con una esponja tipo Beauty Blender en tamaño mini, son perfectas para dar un toque sutil de color en las mejillas.


🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: http://bit.ly/2LotFF0.