Al interior de un saco lleno con sandalias, reo intenta fugarse de Támara

179

TÁMARA, HONDURAS. Al interior de un saco de mezcal lleno con sandalias, un privado de libertad trató de fugarse de la Penitenciaria Nacional ubicada en Támara, carretera al norte del país.

El interno está identificado como Julio Cesar Laínez Gómez, recluido en el módulo de Casa Blanca. A este lo detuvieron en su intento de escape.

A través de medios locales circuló un vídeo donde se puede observar el momento en que las autoridades descubren al privado de libertad. A este no le quedó otra que salir de su escondite.

En ese sentido, el subdirector del Instituto Nacional Penitenciario (INP), German Mcniel, confirmó que al momento que revisaban los sacos que pretendían salir de los talleres donde trabajan los privados de libertad se logró verificar que uno de los reos iba al interior de uno de ellos.

Asimismo, informó que con las investigaciones correspondientes, constataron que otras tres personas habían ayudado al reo a lograr su cometido.  Incluso, el saco tenía algunas costuras para que no se notara.

Lea también: Reo se fuga de cárcel de «máxima seguridad» dentro de barril de basura

11 trasladados a Morocelí

Por otra parte, Mcniel reveló que otras ocho personas también intentaron fugarse por un agujero que realizaron en el área perimetral de dicho centro penal.

Mcniel manifestó que por dicha razón, trasladaron a 11 reos al centro de máxima seguridad de Morocelí, El Paraíso. Según el funcionario, para hacerles ver que no permitirán ese tipo de acciones y que van a tomar los correctivos del caso.

Consultado sobre por qué los privados de libertad intentan fugarse, Mcniel indicó que a estos no les gustan las acciones que han tomado y los mecanismo de control que imponen en las prisiones del país.

“No van a lograr su cometido porque trabajamos arduamente para ello”, aseguró el personero. Fueron nueve personas que intentaron escaparse el sábado y otras tres personas que intentaron ayudare con estas fugas, por ende, esas 11 personas que los trasladamos al centro penal de Morocelí”, aseguró el subdirector del INP.

Igualmente verificó que los privados de libertad no pertenecen a ninguna estructura criminal. Es decir, son del grupo denominado como “Los Paisas”.