Unión Europea veta vuelos desde LA; Honduras entre los países excluidos

272
La Unión Europea abrirá a partir de mañana sus fronteras exteriores a 14 países considerados "seguros"; Honduras entre los países excluidos.

BRUSELAS. -La Unión Europea abrirá a partir del 1 de julio sus fronteras exteriores, cerradas desde mediados de marzo por la crisis de coronavirus, a catorce países considerados «seguros», entre los que no figuran Estados Unidos, Brasil o Rusia y casi todos de Latinoamerica.

Los Estados miembros aprobaron por mayoría cualificada este martes esa lista inicial, que irá revisándose cada dos semanas en función de la evolución de la pandemia.

Hoy, 30 de junio de 2020, los 27 miembros de la Unión Europea deberán aprobar o no esta lista de países.

Lista y criterios sanitarios

La elaboración de dicha «lista» cuyos nacionales pueden viajar libremente a Europa, se basa en criterios sanitarios; epidemiológicos y la evolución de cada uno de los países en esta crisis sanitaria. Por ello, se tiene en cuenta el número de infecciones por cada 100.000 habitantes durante las últimas dos semanas y la tendencia de nuevos casos, para de esta forma evitar rebrotes y traer casos importados a la Unión Europea.

En el listado de los países «seguros», cuyos residentes podrán viajar a la UE, figuran Australia, Argelia, Canadá, Corea del Sur, Georgia, Japón, Marruecos, Montenegro, Nueva Zelanda, Ruanda, Serbia, Tailandia, Túnez y Uruguay.

Solo es una recomendación

China será incluida también si permite a su vez entrar en su territorio a los ciudadanos europeos.

Lo adoptado hoy es solo una «recomendación» que anima a los Estados de la UE a levantar las restricciones. Sin embargo, los residentes de los quince países de la lista no tienen la entrada garantizada. Esto porque cada Estado miembro es competente en materia de fronteras y puede decidir si mantiene el veto.

Tampoco se aplicará en Irlanda y Dinamarca, que tienen sus propias normas en el ámbito de las fronteras.

La lista de países la aprobaron por mayoría cualificada. Es decir, con el apoyo de al menos el 55 % de los países que representen al menos el 65 % de la población.

Reciprocidad en la apertura

Cada país deberá en particular contar con una situación «similar o menor» que los de la UE en cuanto a casos de COVID-19 por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días y una tendencia de infecciones estable o a la baja, también tomando en consideración las dos semanas previas.

Asimismo se analizarán aspectos como las pruebas, vigilancia, el rastreo, la contención y el tratamiento de los casos de coronavirus, así como la fiabilidad de la información.

Otro elemento a tener en cuenta será la reciprocidad en la apertura de las fronteras.

Con ella, no solo quedan fuera de la primera fase Estados Unidos, Rusia, Brasil o Argentina, cuya situación epidemiológica no da garantías. La lista también excluye a la mayoría de los Balcanes occidentales pese a que la Comisión Europea pidió que se les incluyera.

Tampoco aparecen otros países con niveles de infección similares a la UE, como Cuba, Uruguay, Costa Rica, Honduras, Nicaragua o Venezuela.

Unión Europea: Normativa no es vinculante

La elaboración del listado se prolongó durante las últimas semanas por discusiones entre los Estados miembros. La misma dejó fuera a más de 150 países, incluidos México, Cuba y casi todos los de Latinoamérica.

La recomendación no es un instrumento legalmente vinculante, precisó hoy el Consejo. este organismo añadió que las autoridades de los países de la UE son responsables de aplicarla y que podrán levantar solo de manera progresiva las restricciones de viaje hacia los países en la lista.

Sin embargo, un Estado miembro no debería eliminar esas restricciones para otros países no incluidos en la lista antes de que ello se decida de manera coordinada, advierte la recomendación.

Listado se revisará cada dos semanas

Cada dos semanas se revisará el listado, que podrá ser actualizado «tras estrechas consultas con la Comisión Europea. También por las agencias y servicios europeos competentes y una completa evaluación» basada en los criterios a tener en cuenta.

Las restricciones de viaje para un país tercero de la lista se podrán levantar o reintroducir «total o parcialmente» a tenor de los cambios en algunas de las condiciones y en la evaluación de la situación epidemiológica.

De esa manera, si la situación en un país en la lista empeora rápidamente, se deberá tomar una decisión con celeridad.

Los alcances de la lista de la Unión Europea

El cierre de las fronteras no ha afectado en ningún momento a los ciudadanos de la UE y Schengen y sus familiares, así como a los nacionales de terceros países que sean residentes de larga duración en la Unión Europea, el personal sanitario y científico trabajando contra la COVID-19, las personas que transportan mercancías, los trabajadores fronterizos y los temporeros agrícolas, y así seguirá siendo.