Transporte urbano en la capital se reanudaría con 15 rutas y hasta 300 unidades

247
transporte
Los buses urbanos regresarían cuanto antes a las calles de la capital. Lo harán con medidas de bioseguridad y el 20 % de sus unidades, anunció un dirigente.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. El transporte urbano estaría próximo a reactivarse en Tegucigalpa y Comayagüela, según desveló la mañana de este viernes el dirigente Gerardo Aguilar.

La reapertura se produciría con 15 rutas. Las mismas contarían con el 20 por ciento de su flota; eso, estimó el entrevistado, representaría la circulación de entre 100 y 300 unidades.

En ese sentido, acotó que el número exacto de buses que saldrán a las calles dependerá de la demanda de las personas por el servicio. Si es escasa la necesidad, la oferta se reducirá.

«Hemos estado trabajando con las autoridades del Instituto Hondureño del Transporte Terrestre (IHTT) para establecer en qué condiciones iniciará el abordaje del pilotaje», manifestó en declaraciones a una radio capitalina.

«La próxima semana podría arrancar el pilotaje, pero está sujeto a la reestructuración del proyecto que haga el IHTT«, agregó.

Ese posible inicio en sólo unos días, en el marco de la «Fase 1» de la reactivación económica lo confirmó Carlos Madero, titular de la Secretaría de Trabajo. Sin embargo, él agregó, que las determinaciones están sujetas a los índices de propagación del virus por zonas.

De igual interés: ¿Pruebas piloto dónde? Sector transporte de la zona norte «olvidado»

La mitad de pasajeros y otras medidas

Aguilar también explicó que se contará con centro de operación unificado. De manera preliminar sería en el mercado La Isla, y no en el centro de la capital como estaba establecido previamente.

Asimismo, se refirió a la cantidad de pasajeros que podrán circular en cada vehículo. Aseguró que, según el protocolo de Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (SINAGER), sólo se permitirá llenar la mitad de usuarios, en base con la capacidad máxima.

En ese sentido, el dirigente Blas Ramos, expresó con anterioridad que permitirán el acceso de 15 personas en los buses «rapiditos». Mientras que en los buses grandes («amarillos»), se permitirá hasta 30 personas.

Además, procurarán el cumplimiento de las medidas de bioseguridad. Colocarán la señalización correspondiente para indicar dónde podrán sentarse las personas e igualmente que se cumpla con al menos un metro de distancia entre pasajeros.

Igualmente, harán un proceso de fumigación cuando los usuarios ingresen al autobús y les proveerán de gel para sus manos. Otros colaboradores estarán a cargo de desinfectar la parte externa de la unidad.


🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo