Opina Ovidio Cubías: Las armas solo sirven para matar

1950

 

Por: Félix Ovidio Cubías
Ovidiocubias2001@hotmail.com

Ovidio Cubias
Ovidio Cubias

A raíz de la masacre en Orlando, Fl, en un club nocturno Pulse de la comunidad gay, donde fueron asesinados medio centenar de personas, por un joven de 29 años de padres afgános, pero nacido en éste país, escuchamos el discurso del Presidente Obama, conmocionado, con triztesa en su rostro, lágrimas, como todo ser humano normal, porque se necesita haber nacido deformado moralmente para aplaudir y alegrase por      ésta tragedia.

Y si no, veamos la reacciones de algunos pastores de iglesias que se dicen “representantes de Dios” como Jorge Jimenez, en Sacramento, California y otro pastor de una Iglesia Bautista, donde pidieron al gobierno que todos los gay deberían ser llevados al paredón y ser fusilados. Es éste tipo de mensajes los que debe un mensajero o pastor de una iglesia expresar a sus seguidores, o a sus obejas,” porque según lo entendemos han aplaudido el crimen, cometido en Orlando.

El negocio global mas lucrativo y más grande en la historia de la humanidad es la construcción y la venta de armas

Omar Mateen dijo actuar en nombre del grupo terrorista ISIS, grupo que no tiene un respeto mínimo por la vida, no importa que sean niños, adultos o mujeres, lo importante es implantar el terror, para lograr imponer sus propósitos de dominio a todo costo. Miles de personas han sido asesinadas en nombre del grupo fanático religioso y homofóbico que se está desarrollando en nuestro planeta, actuando primero como un “lobo solitario” y luego, en grupos debidamente entrenados para matar. De cualquier forma, la acción o el hecho en sí, debe ser condenado y debidamente ajusticiado, ese es un problema que la nación norteamericana tiene que afrontar y desde luego, empezar por crear a nivel interno, una conducta y una cultura de respecto a la vida, formada en el hogar, en la escuela, en la sociedad, y apoyada por el Estado.

Pero el tema toral en éstos casos, además del fanatismo o la actitud xenofóbica de miles de personas, es la proliferación de armas de fuego, empezando por el niño, que al nacer, el padre le da como regalo, una arma de plástico que le trajo el “EL SARGENTO SAN NICOLAS” en las navidades. A los niños hay que enseñarles, según algunos padres, a tirar, o disparar una pistola nueve milímetros o una AK 47 aúnque sea por el momento de plástico, ya llegará a sus 5 años y sabrá manejar una arma de verdad. Cuantos niños han muerto porque el hermano inconscientemente le ha disparado? . Cuantas familias se han llenado de luto ante la realidad en ésta escuela del crimen, que le damos cabida y la fomentamos en nuestros propios hogares.

Artículo relacionado: Más de 9 mil niños asesinados en Honduras

La organización como la Asociación del Rifle, productora y vendedora de armas para matar, tiene un gran poder y por esta razón el Gobierno no ha podido restringir la producción la venta de estos artefactos de muerte. Ya por allí, en esta compaña electoral escuchamos que un candidato a la Presidencia de la Republica que se inclina por sentarse a dialogar y apoyar a los armamentistas, siendo ésta un actitud cómplice y timorata y hasta criminal que refleja el poder que tienen éstas empresas vendedoras de armas.

El negocio global mas lucrativo y más grande en la historia de la humanidad es la construcción y la venta de armas, veamos algunos datos: en años recientes, EEUU ha sido el primer productor de armas, con 7 mil millones de dólares, después Inglaterra, Rusia, China, Francia, Alemania, Suecia, Israel, Australia, Canada, Korea del Norte, Ucrania, España y en América Latina tenemos Brazil, Colombia, Argentina y recientemente, Ecuador y Chile, quienes ya se han integrado al negocio mas detestable y desde luego mas rentable.

Mientras tanto la humanidad se sigue destruyendo, los fabricantes doblan su producción, el Estado no puede controlar y mucho menos prohibir la producción y uso de estos “juguetes mortales”, los niños al nacer, recibirán como regalo una AK47, la exigencia de portar armas para los grupos traficantes de drogas crecerá en las calles de nuestra ciudades, y los pastores de algunas iglesias seguirán aplaudiendo éstas masacres, y el resultado será que nuestro país, que debemos respetar y defender, se convertirá en una sociedad en decadencia donde el Estado no podrá garantizar el derecho a la vida. Esos son lo síntomas de esa enfermedad que nos amenaza por destruirnos, mientras tanto los científicos no han podido hasta ahora, convertir una AK47 en una pastilla para curar el cáncer, ni la harán.