TEGUCIGALPA, Honduras. – Las intensas lluvias que imperan en la mayor parte del territorio nacional han causado daños a lo largo y ancho del país.

Ante esta situación, la Comisión Permanente de Contigencias (COPECO) decretó alerta roja en el departamento de Francisco Morazán. Esta disposición permanecerá vigente por un período de 24 horas.

La medida surge a raíz de los fenómenos naturales que se desarrollan tanto en las costas del Caribe como en el litoral Pacífico. Al sur, la tormenta tropical Selma interactúa con un frente frío que ingresó al territorio nacional a mediados de semana y un disturbio tropical en el Atlántico.

Este acontecimiento ha provocado fuertes lluvias que han comenzado a generar daños materiales en la capital. Desde tempranas horas del día, se reportó el aumento del caudal en los ríos y quebradas que pasan por el Distrito Central.

El Subcomisionado de COPECO, Julio César Quiñónez, explicó que se reportan inundaciones y deslizamientos en varios sectores de la capital.

«Tenemos problemas de derrumbes, crecidas de ríos y desbordamientos. Se nos han presentado algunas situaciones en sectores como la colonia San Miguel y el barrio El Chile. Así como otros acontecimientos en la calle que sube hacia la colonia Cerro Grande», detalló.

«Existen varios incidentes a los cuales ya le estamos dando respuesta y que estamos atendiendo. De igual modo, vamos a hacer un amplio recorrido por la ribera del río Choluteca ya que nos reportan una crecida sumamente importante», manifestó.

También puedes leer: Lluvias causan muerte y destrucción en la zona sur del país

Ardua labor de prevención

En ese sentido, el funcionario afirmó que personal especializado trabaja en diferentes zonas de riesgo para prevenir un derrumbe que cobre vidas humanas como el que tuvo lugar hace algunas semanas en la colonia de Los Llanos.

El directivo explicó que actualmente se realizan labores en la ribera del río San José. Así como en la zona del río Guacerique, donde se reportaron incidentes menores.

De igual forma, aseguró que atienden situaciones de emergencia en el sector de la Mololoa y otras ubicaciones donde hay viviendas con techos colapsados.

Quiñónez afirmó que supervisará la crecida de los ríos y quebradas de Tegucigalpa y Comayagüela; especialmente en puntos de interés como las colonias La Merced y 3 de Mayo. «Seguirá lloviendo durante toda la tarde noche y posiblemente a lo largo de la madrugada en la capital», enfatizó.

«La prevención al final es lo más importante. Queremos salvaguardar la vida de las personas y nuestro trabajo va orientado a eso», expresó Quiñónez.

«No hay que dudarlo, si existe peligro los ciudadanos deben abandonar sus casas. Nosotros estamos en la disposición de habilitar cualquiera de los 334 albergues que tenemos en la capital», aseveró.

«La asistencia humanitaria llegará sin ningún problema, estamos listos y posicionados para atenderles», concluyó el subcomisionado.