Le “sacan el indio” a Erlin: “Chabacán, enfermo sexual que me mandás porno”

0
2955

TEGUCIGALPA. Enojado Erlin Carranza, así le salió a una persona que con malas intenciones le mandaba fotografías pornográficas a su número de teléfono, vía WhatsApp.

El audio que Erlin le envió en respuesta a esa persona hoy circula por todas las redes sociales. E famoso hondureño de esa manera pide que se le respete como persona, dejando claro que no pierde su tiempo en ese tipo de pasatiempos.

Sin duda, Erlin reaccionó muy molesto y le respondió a esa persona con palabras soeces, mostrando así que exige respeto. Además, Carranza en todas las entrevistas que ha brindado a varios medio de comunicación ha dado su número de teléfono, por lo que, muchas personas han aprovechado para hacerse su amigo.

Sin embargo, muchos se han aprovechado de la pasividad de este hondureño y asa le han faltado el respeto.

Lea también: El estrellato le ha dejado problemas de salud a Erlin Carranza

También con fotografías lo han querido denigrar

Erlin limpió su imagen

El afamado Erlin Carranza, quien se hizo famoso en las redes sociales por su frase ¿Y porque no habló? se encuentró hace unos días en un gran enredo.

El “Indio de Linaca” como también le han bautizado, denunció que una persona le quiere hacer daño a su imagen. Misma que asegura “le ha costado ganarse”.

Por las redes se viralizaron unas supuestas fotografías de Erlin Carranza desnudo, lo cual desmintió rotundamente.

En la entrevista concedida al periodista Nelyi Larice a través de un FacebookLive, confiesa que la persona que aparece en las imágenes comprometedoras, “es un doble”.

“No hombre, no soy yo, el hombre es cagadito a mí. Yo me quedé sorprendido”, dijo Erlin en total asombro. “No se puede creer esto. No sean envidiosos. Estoy dándole gracias a Dios por los trabajos que me han dado, y eso es pura envidia de la gente mala”, mencionó.

El oriundo de Linaca, Choluteca, confesó que se enteró de estas fotografías, cuando un amigo personal se las enviara a la hora de la cena. En ese momento se encontraba con su familia, cuando lleno de vergüenza observó la infamia.

“Yo estaba viendo mensajes con una muchacha, y miro estas fotos, y digo, que “cagada”. Agregando que: “vivo con unas primas y mi mamá y nos asombramos. Esta es una gran burla. Fíjese que hasta la mujer de un tío mío, riéndose de mí. Pero ahora me río, con una nueva dentadura”, dijo con una gran risa.