TEGUCIGALPA. Ante el inclemente azote de lluvias a lo largo y ancho del territorio nacional, los derrumbes y deslizamientos de tierra, así como el desbordamiento de ríos e inundaciones, la mayor parte de hondureños mantiene una actitud optimista.

En las últimas horas ha circulado un video en las redes sociales que representa al famoso refrán: “Al mal tiempo, buena cara”.

Las imágenes fueron grabadas por un hondureño que muestra el efecto de una inundación desde el interior de su casa. Haciendo uso de un lenguaje popular y con un todo humorístico; el compatriota narra como sus bienes han resultado afectados por la incesante tormenta que embate al país desde inicios de la pasada semana.

En el video se puede apreciar cómo la impresionante crecida de agua echó a perder gran parte del menaje de su casa. Así como muchos de sus electrodomésticos y otros artículos personales.

En ese sentido, el video muestra cómo el nivel de agua en la vivienda supera al menos los 35 centímetros. De manera que el protagonista de la publicación describe la situación como si pudiera disfrutar de su propia piscina.

“Estoy en un turicentro perro”, expresó el hondureño al dirigirse a un amigo identificado como ‘Luisito’.

No obstante, el hombre manifestó su preocupación porque el agua estaba a punto de alcanzar los tomacorrientes de la casa. Ante esta situación el ciudadano aseguró temer por su vida y quedar “como chicharrón”.

Por consiguiente, afirmó que abandonaría su hogar en caso de que las lluvias continuarán en las próximas horas. Por el momento se desconoce el paradero o la identidad de este divertido y optimista compatriota.

También puedes leer: COPECO pronostica reducción de lluvias y advierte saturación de suelos

Alerta roja por lluvias, derrumbes e inundaciones

Las intensas lluvias que imperan en la mayor parte del territorio nacional han causado daños en todo el país.

La Comisión Permanente de Contigencias (COPECO) decretó alerta roja en el departamento de Francisco Morazán. Esta disposición permanecerá vigente por un período de 24 horas.

La medida surge a raíz de los fenómenos naturales en las costas del Caribe y en el litoral Pacífico. Al sur, la tormenta tropical Selma interactúa con un disturbio tropical que se desarrolla en el Atlántico.

Este acontecimiento ha provocado fuertes lluvias que han comenzado a generar daños materiales en la capital. Desde tempranas horas del día, se reportó el aumento del caudal en los ríos y quebradas que pasan por el Distrito Central.