Hondureño crea «cápsula antiCOVID» para traslado seguro de pacientes

236
cápsula anticovid
Luego de cerrar su negocio familiar con más de 20 años de operaciones, Felipe Zepeda se reinventó con este ingenioso proyecto durante la pandemia.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Tras cerrar un ciclo de más de 20 años de trabajo en una empresa familiar que implicaba el sustento propio y el de sus colaboradores, Felipe Zapata, un hondureño emprendedor, encontró el nicho de mercado perfecto para reinventarse, económicamente hablando, durante la pandemia.

De acuerdo a lo expuesto por Zapata, el elevado costo por concepto de impuestos y otros aspectos relacionados al poco crecimiento en el rubro, lo llevó al declive de sus finanzas y por ende, al cierre de Publicom, un negocio propio que se dedicaba a la fabricación de rótulos, impresiones digitales y toldos decorativos.

Pese a ello, el hondureño no se dio por vencido y aunque ya no tenía su empresa consolidada como hace unos años, continuó ofreciendo algunos productos como comerciante individual.

No obstante, la crisis de la pandemia dio otro giro al negocio y  con ello surgió un nuevo proyecto que llamó “cápsulas” o “filtros” para trasladar pacientes con COVID-19.

Las cápsulas son resistentes al agua.

«Inicialmente fabricamos prototipos, pero después de reunirnos con médicos, paramédicos, ingenieros en biomédica y en bioseguridad, más los colaboradores, ahora ya lo podemos fabricar para facilitar el traslado de los pacientes con el virus», relató Zepeda.

Según indicó el emprendedor, su nuevo proyecto es evidente ejemplo de que en Honduras se pueden hacer cosas sorprendentes cuando se cuenta con personas comprometidas.

«El coronavirus me obligó a reinventarme con la fabricación de las cápsulas para trasladar a pacientes con esta enfermedad y lo veo como una oportunidad», aseguró don Felipe.

Lea también: Maestra imparte clases por Whatsapp; ella paga el internet a sus alumnos

Utilidad de la «cápsula antiCOVID»

La «cápsula antiCOVID» está cubierta con pintura epóxica y estructura metálica combinada con aluminio. Esto, las hace resistentes a la humedad, explicó Zepeda.

Asimismo, cuenta con flujo de aire por medio de ventiladoras y con filtros de contención para virus y partículas aéreas en su interior. También, tiene sello a base de presión mediante fajones, empaques, y es vulcanizada y sellada.

La finalidad primordial del nuevo producto, es bajar la carga viral de pacientes con COVID-19 y facilitar el traslado incluyendo comodidad para los afectados, pero  sin descuidar las medidas de bioseguridad.

«Las cápsulas están diseñadas para ingresar en avión, ambulancia, barco o vehículos, además, permiten el aislamiento en casa, hospital u otro tipo de instalación física», agregó el entrevistado.

Pueden utilizarse en ambulancias, barcos, aviones, incluso sirven como mecanismo de aislamiento en casa.
Otros detalles que se suman al ingenioso proyecto son:
  • Mangas para manipulación de pacientes
  • Cierre de tapa para reservorio y manipulación de emergencia antes de entrar al UCI
  • Sistema de iluminación interna con luz led color verde
  • Lona plástica PVC
  • Lona cristal transparente o personalizada, con colores y logos del hospital, ambulancia o empresa privada que la patrocine.

El hondureño creador de la idea, sostuvo que tanto la fabricación como los insumos para las cápsulas, son costosos. Pero considera que ofrece una alternativa al sector salud en este momento de crisis por COVID-19.

Finalmente, Felipe Zepeda compartió su correo electrónico para quienes deseen mayor información sobre su nuevo proyecto: publicom3001@hotmail.com.

El proyecto también cuenta con mangas para manipulación de pacientes.

🔹 Suscríbete gratis a más información sobre el #COVID-19 en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo