Homilía: Cardenal Rodríguez pide no ser indiferentes ante epidemia del dengue

198
rodríguez
El cardenal pidió dejar la indiferencia de lado ante el tema del dengue.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Debido a la epidemia del dengue que azota al país y que ha cobrado más de 50 muertes en el país, el cardenal Óscar Andrés Rodríguez pidió a la población no ser indiferentes ante esta situación.

«Estamos viviendo una emergencia tremenda en nuestra Honduras, pero el peligro es que veamos con los ojos de las estadísticas. Han muerto tantos del dengue, pero esos muertos son números, en una estadística, ¡no!, hay que verlos con los ojos del corazón y de la misericordia», señaló Rodríguez.

Asimismo, enfatizó en que «hoy día nos llama el Ministerio de Salud a trabajar todos, ninguno de nosotros puede estar ausente de ese esfuerzo».

De igual forma, el líder católico recordó la parábola del buen samaritano. Esto, para fortalecer su testimonio y pedir a los feligreses que no se olviden de los más necesitados.

«Todos tenemos que ser corresponsales porque sino estamos como esos que pasaron indiferentes en la parábola El Buen Samaritano».

Lea también: HOMILÍA: Hay agresividad y resentimiento en la sociedad; dificulta la convivencia

Cabe mencionar que el mensaje de Andrés Rodríguez provino de la homilía que brindó este domingo desde la Catedral Metropolitana de Tegucigalpa.

No podemos ser indiferentes 

Por otra parte, el cardenal cuestionó la indiferencia de las personas ante la gran cantidad de muertos a causa de esta epidemia.

«¿Cómo va a ser que nos sintamos indiferentes cuando siguen muriendo niños, jóvenes, adultos, por esta epidemia que se puede prevenir?», preguntó.

El líder religioso solicitó a los feligreses que no velen por los enfermos de dengue. «El amor siempre comienza con la humildad, el amor se rebaja como Jesús en el lavatorio de los pies ante sus discípulos», manifestó el sacerdote.

Y añadió: «El amor acorta distancias, el amor se despoja de uno mismo, nadie puede amar si no se despoja del personaje del orgullo. Al igual que de actitudes de superioridad, aquellos que ven al prójimo por encima del hombro como que si son superiores».

Finalmente, Rodríguez reiteró que «nadie se quede indiferente ante el llamado a erradicar la epidemia del dengue con la acción de cada uno. Con un zancudo que eliminemos estamos colaborando, pero no seamos indiferentes ante el sufrimiento de los niños y los más necesitados».

El dengue grave, también conocido como hemorrágico, ya ha terminado con la vida de 51 personas en lo que va del 2019, según Edith Rodríguez, Jefe del departamento de Epidemología de la Secretaría de Salud.