24 C
San Pedro Sula
martes, junio 25, 2024

TGU: en Antigua Penitenciaría aislarán empleados de la alcaldía con COVID-19

Debes leer

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Para atender y aislar a personas con COVID-19 que laboran para la Alcaldía Municipal, las autoridades tomaron la decisión de habilitar un área en la antigua Penitenciaría Nacional, ubicada en el barrio La Hoya de Tegucigalpa.

Los empleados de la alcaldía continúan trabajando desde que la emergencia sanitaria del coronavirus inició en Tegucigalpa, y entre ellos están: recolectores de basura, policías municipales, agentes de orden, agentes de seguridad vial y del Comité de Emergencia Municipal.

Las medidas que implementaron surgieron luego que detectaron casos de COVID-19 entre los agentes de la Policía Municipal. Hasta ahora, están aislados un total de 38 miembros.

Por tanto, y ante la probabilidad de confirmar más casos en más unidades municipales, las autoridades locales comunicaron la pronta adecuación de la Antigua Penitenciaria Nacional, que utilizaran como centro de observación.

Lea también: Vacuna contra Covid-19 estaría lista en 2020, estima científica hondureña

Recinto para atender COVID-19 abrirá en algunos días

Según dijo el primer regidor de la comuna, Juan Carlos García, el espacio dentro del antiguo y poco restaurado recinto estará listo en los próximos días.

Por su lado, sobre la revisión del estado de los grupos de empleados de la alcaldía, la gerente de Salud, Migdalia Bracamonte, señaló que cada mañana todos cumplen con una evaluación.

En primer lugar, realizan la verificación de su equipo de bioseguridad: deben usar mascarilla, guantes y gafas de protección contra el virus. Y en el caso de las personas que trabajan en desinfección en zonas deben utilizar, además de los implementos anteriores, un overol de protección.

“A cada empleado se le hace un triaje. Le consultamos sus nexos epidemiológicos. Se les toma la temperatura y si presenta síntomas se envía a los centros sanitarios encargados”, manifestó.

Trabajadores esperan compra de equipo de protección

Según los encargados de realizar el monitoreo, todos los empleados cuentan con una ficha de seguimiento. Asimismo, a diario reciben una charla de prevención
obligatoria sobre COVID-19.

En esta etapa de la pandemia, en donde todos son sospechosos, la gerente de Salud aseguró que tienen mucho cuidado con el personal que presenta sintomatología respiratoria. Hasta el momento, ya realizaron 40,000 evaluaciones médicas a los empleados.

Solo en Servicio Autónomo Nacional de Acueductos y Alcantarillados (SANAA) existe un total de 700 empleados que deben trabajar en campo, puesto que, realizan el mantenimiento de alcantarillas de la ciudad y hasta de los embalses de forma constante.

Sin embargo, las autoridades de la institución anunciaron que el personal aún no ha pasado por evaluaciones médicas, aunque al menos, sí cuentan equipo de protección. Al igual, utilizan jabón y rocío desinfectante para los automóviles que ingresan a las instalaciones del SANAA.

Los empleados siguen a la espera de la compra de equipo especial para los trabajadores que inspeccionan el alcantarillado. De lo contrario, seguirán corriendo riesgo, porque los estudios revelan que en los desechos residuales puede detectarse rastros genéticos del COVID-19.

Pero una de las medidas más rígidas que también se tomaron es decirles a algunos trabajadores que no se presenten a laborar, porque en las zonas donde los empleados del SANAA viven existen varios casos por COVID-19.

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido