31.6 C
San Pedro Sula
viernes, julio 19, 2024

Síntomas del COVID largo se reducen hasta un 80% en los vacunados

Debes leer

REDACCIÓN.- El COVID Prolongado o síndrome post-COVID-19 es un problema sanitario emergente y complejo que ya está afectando a la humanidad y podrá impactar en el futuro, incluso después de la pandemia por el coronavirus.

Entre los síntomas más comunes se encuentran la fatiga, la dificultad para respirar y la disfunción cognitiva, pero también otros que afectan a los sistemas musculoesquelético, cardíaco y nervioso central y que, por lo general, repercuten en el funcionamiento cotidiano de las personas afectadas.

Un estudio realizado en Israel aportó más pruebas sobre los beneficios de aplicarse las vacunas contra el COVID-19. Esto como una manera de reducir el riesgo y el impacto del COVID Prolongado.

Ya se sabía que los síntomas del Covid Prolongado pueden fluctuar o recaer con el tiempo. Los más prevalentes son la fatiga (aproximadamente el 58%), la falta de aire (24%), el dolor articular (19%), el dolor torácico (16%) 2,3, el dolor de cabeza (44%), las palpitaciones (11%), las limitaciones físicas, la depresión (12%) y el insomnio (11%). Estos síntomas pueden surgir después de la recuperación inicial de un episodio agudo de COVID-19 o ser síntomas persistentes que no se resuelven después de la infección.

Cifras del coronavirus en el mundo (1)
Cifras del coronavirus en el mundo.
Cifras del coronavirus en Honduras (4)
Cifras del coronavirus en Honduras.
Lea también: El COVID leve provocaría inflamación del corazón durante 3 meses

El nuevo estudio fue llevado a cabo por investigadores de la Facultad de Medicina Azrieli de la Universidad Bar-Ilan de Israel. Demostraron que la vacunación con al menos dos dosis de las vacunas desarrolladas por las empresas Pfizer y BioNTech reduce drásticamente la mayoría de los síntomas a largo plazo que los individuos declaran meses después de contraer la infección por el coronavirus.

En la investigación, ocho de los diez síntomas más comunes se registraron entre un 50 y un 80% menos entre los individuos que recibieron al menos dos dosis de la vacuna contra el COVID-19 en comparación con los que no recibieron ninguna dosis.

El estudio fue publicado en la revista npj Vaccines, del grupo editorial que publica Nature. Fue dirigido por el profesor Michael Edelstein, de la Universidad de Bar-Ilan. Paul Otiku, estudiante de doctorado de la Facultad Azrieli de Bar-Ilan, realizó la mayor parte del análisis estadístico.

Casi 3.500 adultos de Israel participaron en el estudio, que serealizó entre julio y noviembre de 2021. Esas personas completaron una encuesta disponible en cuatro idiomas locales comúnmente hablados con una variedad de preguntas sobre la infección previa de COVID-19. También, sobre el estado de vacunación y cualquier síntoma que estuvieran experimentando.


Nota para nuestros lectores:

? Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp. Haga clic en el enlace: https://bit.ly/2Z2UF3j

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido