Masacre en Olancho dejó cuatro personas muertas

La autoridades hondureñas se encuentran investigando el repudiable crimen.

0
1367
masacre en Olancho
Muertos en Olancho.

OLANCHO. Cuatro miembros de una familia perdieron la vida a causa de la violencia en la comunidad conocida como Puerto San Martín, Municipio de San Esteban.

Los fallecidos fueron identificado con los nombres de Santos Antonio Tomás de 48 años, originario de Danlí, su hijo Lugen Duli Tomás de 20 años originario de Bonito Oriental Colón, su hermano Alcides Tomás originario de Patuca Olancho y la esposa de Santos de nombre Delmy Yamileth López Ruíz de 19 años de edad, quien al principio sólo resultó herida, pero ya estando en un centro hospitalario de la zona, expiró.

De acuerdo a reportes de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), ayer martes a eso de las 5 de la tarde en una finca del sector antes mencionado, sujetos armados llegaron y procedieron a disparar contra las cuatro personas que estaba juntas en ese momento y que al parecer venía de una fiesta.

Aparentemente, el hecho sangriento pudo haberse producido por envidia de acuerdo con la declaración de Alex Hernán Tomás Alvarado, hijo del hoy occiso Santos Antonio Tomás.

Ya el reconocimiento legal de los tres cadáveres que quedaron en el lugar de los hechos, fue realizado en la Hacienda «Puerto de San Martín», sitio al que fueron llevado por sus familiares.

SÉPALO

Destruyen símbolo de la masacre de Los Horcones en Olancho

Indignación causó la destrucción de la cruz que simboliza la masacre de Santa y Los Horcones, ubicada en el valle de Lepaguare. La cruz elaborada de metal fue retirada del lugar que se encontraba y la quebraron.

El símbolo de homenaje póstumo fue construido años después del lamentable percance acaecido la noche y madrugada del 25 de Junio de 1975. Uno de los primeros en toparse con la novedad fue David Aguilera, que es nieto de unas de las victimas abatidas y echadas a un poso malacate aquella fatídica mañana de Junio, hace 41 años.

Hasta el momento se desconoce que habría motivado la acción de irrespeto para quienes aún recuerdan lo sucedido y ahora convertido en parte de la historia en Olancho.

des

Dos sacerdotes perdieron la vida en esa masacre que totalizo 14 mártires entre campesinos religiosos y personas extranjeras que estaban de visita en la región. Según trascendió anteriormente, la denuncia del acto reprochable será elevado a todos los niveles, para que los órganos de impartir justicia, comiencen las respectivas investigaciones.