Luis Ortega, el hondureño en EEUU que promete donar el 10 % de sus ingresos

2072
luis ortega
Luis Ortega vivió dificultades desde niño y ahora se comprometió a ayudar a los hondureños.

HONDURAS. Sintió la realidad innegable de muchas compatriotas hoy en día; sintió hambre. Cuando era solo un pequeñuelo de ocho años, solía irse a la cama nada más con un mazapán hervido en el estómago. Con suerte, a veces, degustaba un pancito con mantequilla. No tenía para más.

Luis Ortega migró a Estados Unidos en el 2002 bajo el ideal de crecer y ayudar a sus connacionales que afrontan lo que él vivió, y circunstancias aún peores. A la fecha, cumplió con su cometido y ve más allá en su pretensión altruista.

Con el tiempo forjó una empresa de envíos en ese país nortamericano; ahora, utiliza la misma para mandar lotes de donaciones a la nación cinco estrellas. Además, se comprometió a donar un porcentaje de todas sus ganancias mensuales.

Desde el norte de Nueva York, donde radica, Ortega, de 42 años, conversó con Diario TIEMPO Digital para contarnos los detalles de sus constantes dádivas.

De igual interés EEUU: Periodista «Guayo» Solano envía donación de pañales a Honduras

«No me lo contaron, yo lo viví»

En el año 2000, Ortega se enrumbó hacia el viejo continente (Europa) buscando mejores oportunidades. Allá trabajó para una compañía de cruceros. Un par de años más tarde, se quedó en el territorio que actualmente dirige Donald Trump.

Aunque ya suma dos décadas viviendo lejos del corazón de Centroamérica, afirma que visita al menos tres veces al año el país. Pero, nunca viene con las manos vacías, siempre se acuerda de la necesidad de su prójimo por estas tierras.

«Trato siempre de llevar algo, y no específicamente para la familia; intento llevar para quien de verdad lo necesita. Voy a asilos y hospitales», describió el catracho.

Y es que nadie le relató cómo es vivir en medio de incontables dificultades. Desde chiquito, tomó la decisión de laborar para el sustento de su núcleo, que aquejó problemas económicos severos. Ni lo más básico, el alimento, abundó.

«Soy de El Porvenir, Atlántida. A mis 13 años comencé a trabajar con la intención de ayudar a mi familia; pasábamos momentos bien difíciles. No olvido como yo tenía entre ocho y diez años y nos íbamos a la cama -con mi mamá, abuela, y algunos primos- y sólo con pedazo de mazapán hervido en el estómago», remembró.

Y prosiguió: «Tal vez también comíamos un pancito con mantequilla. Por eso ahora trato de ayudar a la gente que en verdad lo necesita; no me lo contaron, yo lo sentí; viví el hambre».

Diezmo

Cuando llegó a Estados Unidos e inició a generar, prometió que apoyaría a su lugar de nacimiento. Asimismo, se ofreció a donar, de forma permanente, el 10 % de todo lo que pueda generar a través de su compañía, Ortega Cargo Shipping

Nos externó que prefiere hacer las donaciones directamente, y no a través de intermediarios.

«Yo soy una persona que no asiste a ninguna iglesia, pero creo en el diezmo. No se lo doy a un recinto religioso, pero sí a instituciones para que sea una ayuda directa, no con intermediarios», explicó Ortega.

Seguido, apuntó que destina esa décima parte para las donaciones y para el envío de las mismas. Sin embargo, también entrega ofrendas en Estados Unidos; «aunque la gente no crea, aquí también hay gente que necesita ayuda», enfatizó.

Pero, ¿por qué prefiere dar las donaciones directamente? Él lo dilucidó a plenitud. «Prefiero hacerlo así porque tengo la satisfacción de ver a un niño sonreír o excitado de alegría cuando recibe un bolsón de cuadernos. E igual, si no las hago directas, tengo muchísimos amigos que me han inspirado y que me ayudan», describió.

Alianza por Honduras

Uno de los amigos que inspiró a Ortega es el periodista Eduardo «Guayo» Solano. Ese comunicador también está en constante contacto con hondureños para apoyarles. Ambos, crearon una alianza para hacer más numerosas y factibles las donaciones.

«Eduardo (Solano) tiene mucha comunidad que cree en él. Entonces, consigue mucha ayuda, y yo, por medio de compañía de envíos, se la hago llegar a Honduras completamente gratis», expresó.

Ortega
Ortega recibió el premio «El Quijote». Es un galardón prestigioso que dan a los latinos que se destacan en ayudar a la gente. Aparece junto a su gran amigo y compañero de altruismo, Eduardo Solano.