Aprueban moción sobre lectura diaria de la Biblia en escuelas y colegios

239
lectura de la biblia en Honduras
TomásZambrano, diputado y secretario del Congreso Nacional fue quien propuso esta moción

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Tomás Zambrano, diputado y secretario del Congreso Nacional, presentó ayer jueves una moción para promocionar una lectura diaria de la Biblia en las escuelas y colegios del país, la cual fue aprobada, ya que los parlamentarios votaron a favor de dicha iniciativa.

En ese sentido, los parlamentarios ahora crearán una mesa de trabajo. Esto, con distintos sectores, entre ellos la iglesia católica y la Confraternidad Evangélica. Esto, con el objetivo de promocionar la lectura diaria de la Biblia en las escuelas y colegios de Honduras.

En torno a esto, el diputado Zambrano dijo que “quiero hacer una exhortativa para que de manera coordinada entre diversas instituciones estatales y religiosas se pueda implementar un programa que promueva en forma no obligatoria la lectura diaria de la Biblia a los niños y jóvenes”.

“Además, que se haga una jornada de oración, consejería para padres y alumnos. Así como un mecanismo de salvación de sus almas y prevención de la violencia”, señaló.

Posteriormente, arguyó que propone la creación de una mesa de trabajo compuesta por representantes evangélicos y católicos. Así como personeros de la Secretaría de Educación y una comisión legislativa.

Te puede interesar: Carlos Zelaya pide dejar sin efecto iniciativa para vacunar a diputados por la la influenza H1N1

La comisión especial

“La comisión especial tendrá como propósito buscar un mecanismo para promocionar la lectura diaria de la Biblia a los estudiantes antes del inicio de labores diarias. También  jornadas de oración, consejería para padres, alumnos y otras actividades que surjan de esa mesa de trabajo. Esto, encaminadas a la inclusión de valores positivos y la prevención de violencia en la juventud”, explicó Zambrano.

Finalmente, agregó que el espíritu y el objetivo es ver de que manera lo implementan, ya sea con reformas en la Constitución, una ley o un decreto especial para ver cómo guiamos por el buen camino a la juventud y a la niñez en este país.