A la cárcel presunto autor intelectual de la muerte de Berta Cáceres

90
autor intelectual
a ambientalista fue asesinada a los 44 años.

Tegucigalpa, Honduras. Este sábado se le dictó detención judicial al ingeniero eléctrico Roberto David Castillo Mejía, presidente ejecutivo de DESA.

El implicado es acusado por el delito de asesinato como autor intelectual en perjuicio de Berta Cáceres.

El juez con que desarrolló la audiencia le dictó detención judicial. Por lo envió al centro nacional penitenciario en Támara.

El Poder Judicial informó en Twitter que la audiencia inicial fue programada para el próximo 9 de marzo. Esto, a las 9 de la mañana en el juzgado penal de Tegucigalpa.

Ocho sospechosos han estado detenidos, al menos cuatro de ellos empleados de Desarrollos Energéticos S.A. (DESA). Una compañía señalada reiteradamente por la dirigente indígena lenca de amenazarla de muerte.

Según la fiscalía, Castillo fue “el encargado de proporcionar la logística y otros recursos a los autores materiales”.

Asesinato 

La ambientalista fue asesinada a los 44 años. Además, encabezó bloqueos de calles en protesta por la construcción por parte de DESA.

Lo anterior, de una represa del proyecto Agua Zarca en el río Gualcarque, que baña el montañoso territorio de sus comunidades.

Cuando pistoleros llegaron a matarla a su casa, en la comunidad de La Esperanza, en el oeste del país. Entre la medianoche del 2 y la madrugada del 3 de marzo del 2016, Cáceres tenía medidas cautelares de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) con sede en Washington, debido a las amenazas.

La Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para Derechos Humanos en Honduras (OACNUDH) expresó en un tuit “su apoyo a la familia de Berta Cáceres y su acompañamiento en la búsqueda de la verdad”.

Lea: ONU exige a Honduras “profundizar” investigación de caso Berta Cáceres

Capturan al presidente de DESA por crimen de Berta Cáceres

Un noveno implicado en el caso de Berta Cáceres fue capturado dentro del aeropuerto Ramón Villeda Morales, mientras trataba de abandonar el país.

Se trata del ingeniero eléctrico Roberto David Castillo Mejía, acusado a título de autor intelectual del delito de asesinato en perjuicio de Cáceres Flores. En el momento del crimen fungía como Presidente Ejecutivo de la Empresa Desarrollos Energéticos S.A. (DESA).