¿Ha escuchado de enfermedades raras o extrañas? Le interesará conocer algunas

462
A la derecha una paciente de progeria publicada por newschant.com/health/
En el área de Salud se tocan infinidad de temas, pero pocas veces se habla de enfermedades poco comunes o raras como se les conoce. Al menos ocho por ciento de la población mundial sufre de enfermedades poco conocidas.

 

Las enfermedades «extrañas», como muchas personas le dicen, son un conjunto de afecciones crónicas que afectan a un número limitado de personas con respecto a la población general.

Según especialistas, existen menos de uno de cada dos mil habitantes, algunos tipos afectan a una de cada 100 mil personas.

Se estima que hoy existen más de cinco mil enfermedades diferentes. Por lo que médicos y científicos han dedicado mucho tiempo en encontrar tratamientos para ellas.

Es importante recordarle a los lectores, que cada padecimiento debe respetarse y ser un apoyo para quién lo sufre. Diga no al acoso y a las burlas, ya que se da en algunos casos, y para mayor conocimiento investigue, aquí le mencionamos algunas de esas enfermedades «raras»:

  1. Progeria:

La dice la enfermedad de ‘Benjamin Button’, tras la película que protagonizó Brad Pitt se dio a conocer más. Se caracteriza por un envejecimiento acelerado y prematuro. Afecta aproximadamente a uno de cada siete millones de personas en el mundo, generalmente a niños.

Los afectados suelen tener dificultades de crecimiento y desarrollar un cráneo de gran tamaño en relación a la estatura. Además, aparece alopecia, piel arrugada y rigidez articular. No tiene cura ni tratamiento. En la mayoría de los casos las personas que lo padecen no superan los 15 años de vida.

2. Síndrome de Patau

Este padecimiento es conocido también como trisomía en el par 13, trisomía D’ o síndrome de Bartholin-Patau. Es genética resultante de la presencia de una copia extra del cromosoma trece. Esta enfermedad afecta algunas o todas las células del cuerpo ya que contienen material genético de más.

Los afectados por dicho síndrome mueren poco tiempo después de nacer, la mayoría a los tres meses, y como mucho llegan al año. Presentan anomalías múltiples que pueden ser detectadas antenatalmente por medio de la ecografía, el diagnóstico se confirma a través de amniocentesis o vellosidades coriónicas.

3. Síndrome de olor a pescado

Se trata de un desorden del metabolismo que origina un fallo en el sistema oxidante de la trimetilamina del hígado, lo que hace que esta enzima. Es portadora del mal olor característico de la enfermedad, pasa a la sangre. El olor se manifestará al sudar, por el aliento o en la orina. También se denomina trimetilaminuria.

4. Síndrome de Gilles de la Tourette

Esta enfermedad se caracteriza por movimientos rápidos, repetitivos, en forma de ‘tics’, tanto motores como vocales. Suele aparecer en la infancia, aunque en muchos casos desaparecen en el tránsito a la adolescencia. Es mucho más raro en la edad adulta. Puede manifestarse en la infancia (entre los siete y 10 años de edad).

5. Esclerosis Lateral Amiotrófica

Es neurodegenerativa caracterizada por la pérdida progresiva de las neuronas motoras. Se estima que entre cinco a nueve personas por cada 100 mil la padecen. La mayor incidencia de aparición de la enfermedad se sitúa entre la población de 40 a 60 años.

La ELA se manifiesta como una debilidad muscular progresiva en forma de parálisis, alteraciones motoras que pueden afectar la capacidad de escribir y comer. La ELA afecta aproximadamente a 5 de cada 100,000 personas en todo el mundo.

6. Insensibilidad Congénita al Dolor

La CIP es un desorden genético que afecta al sistema nervioso autónomo. Este controla la presión sanguínea, el ritmo cardíaco, el sudor, el sistema sensorial nervioso y la habilidad para sentir el dolor y la temperatura.

De tal forma, que los pacientes que la padecen interpretan de forma anormal los estímulos dolorosos. Corren el riesgo de sufrir lesiones como traumatismos, fracturas, luxaciones, quemaduras. En algunos casos pueden morir más jóvenes.

7. Micropsia

La micropsia o síndrome de Alicia en el país de las maravillas, es un trastorno neurológico que afecta la percepción visual. Este trastorno ha recibido el nombre de la película debido a que se cree que Lewis Carroll padecía esta enfermedad, obteniendo así la inspiración para su popular obra.

Las personas perciben los objetos mucho más pequeños de lo que son en realidad, que al mismo tiempo aparecen lejanos. De esta manera, un animal doméstico, como un perro, puede parecer del tamaño de un ratón.