25.6 C
San Pedro Sula
martes, octubre 4, 2022

Deep work, el arte de superar las distracciones en tu trabajo

Debes leer

REDACCIÓN. El deep work propone focalizarse y redefinir la idea de productividad. Es un antiparadigma para lo que sucede en los tiempos modernos.

Llegar a fin de mes y sentir que no cumpliste con nada de lo que te habías planteado o vivir cada jornada de trabajo como una lucha contra las interrupciones son llamados de atención sobre el hecho de que perdemos el sentido de lo importante.

¿Qué es “deep work”?

El concepto deep work es una idea desarrollada por Cal Newport, profesor de Ciencias Computacionales en la Universidad de Georgetown.

Se refiere a la posibilidad de conectarse y concentrarse de manera consciente y focalizada, profunda, con el trabajo o actividad que estamos realizando. Algo que hoy parece una proeza.

Estamos expuestos a estímulos e interrupciones por doquier, en especial con el trabajo tipo home office. El deep work viene a plantearnos la necesidad de focalizarnos y abocarnos a una tarea en particular. Definir prioridades es un punto de partida.

Una guía tiene que ver con aceptar lo limitado del tiempo. Es decir, no podemos pretender trabajar más de una determinada cantidad de horas. Por lo tanto, precisamos establecer aquello de lo que podremos ocuparnos hoy.

Newport señala que el trabajo profundo nos permite desarrollar mejor nuestras capacidades y obtener resultados de calidad. También nos lleva a conocer a fondo una situación y encontrar soluciones innovadoras y creativas.

Se trata de dejar de funcionar con miles de pestañas y ventanas abiertas, fomentando el burnout.

Claves para lograr el “deep work”

No es un tema menor el hecho de que no sepamos cómo desconectarnos de tantos asuntos. No hacen falta los retiros de meses ni tomarse un año sabático. Esas podrían ser soluciones temporales.

De lo que se trata es de cambiar nuestra forma de concebir el día a día, orientando los esfuerzos cognitivos en una sola dirección. Algunas de las recomendaciones para evitar las distracciones son las siguientes:

Presta atención a tus estados internos

No podemos esperar a tener un día productivo si la noche anterior no dormimos bien o si pasamos varias horas sin comer. A veces, las distracciones también se relacionan con el modo en que nos sentimos.

Organiza tu trabajo en subtareas

Una de las formas de evitar distraerte es organizar tus actividades en unidades menores. De esta manera, cada una tiene un comienzo y un fin determinados, con intervalos de descanso.

También evitas caer en la sensación de frustración. Se refuerza tu autoestima y tu bienestar al experimentar un logro.

Procura trabajar en un entorno libre

Es decir, intenta ordenar y despejar tu escritorio de elementos innecesarios. Evita la contaminación visual y sonora. De esta manera, eliminas fuentes de distracción.

Fija horarios y establece una rutina

Intentemos crear hábitos, respetando horarios y comportamientos. Así, ayudamos al cuerpo y a la mente a que se adapte.

Salud
Deep work es el arte de superar las distracciones en el trabajo.

Por ejemplo, si todos los días preparas tu desayuno a las 8:30 a.m., te tomas un momento de descanso y a las 9 empiezas a trabajar. Tu cerebro entenderá de manera progresiva que eso es lo que debe hacer y cada vez le costará menos.

Di “no” a las redes sociales

Mientras intentas concentrarte, lo recomendable es que pongas en silencio las notificaciones y que alejes las redes sociales del alcance de tu mano. La mayoría del contenido que circula allí está pensado para ser adictivo.

Los algoritmos nos llevan saltando de un interés a otro. Por esto nos cuesta tanto detenernos.

Salud
En un mundo hiperconectado, que fomenta la multitarea, poner el foco en lo que estamos haciendo no es nada fácil.

De igual interés: Los piñones tienen varios beneficios; vea cuáles son

Establece normas y simplifica

Piensa de manera sintética. ¿Esta reunión pudo haber sido solo un correo electrónico? Hay que encontrar métodos y estrategias sencillas para gestionar el tiempo.

No todas las pausas son iguales

A lo largo de una jornada de trabajo es necesario hacer pausas. Solo de esta manera le damos al cerebro un descanso suficiente para reponer energías.

El disfrute no es un tema menor cuando intentamos realizar una actividad de manera sostenida. Esto es así porque la motivación nos mueve (de hecho, su etimología proviene de la palabra “movimiento”).


Nota para nuestros lectores:

Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp. Haga clic en el enlace: https://bit.ly/2Z2UF3j

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido