Avizoran nuevo incremento en la tarifa energética a partir de abril

155
Tarifa energética
"Si el impacto en la tarifa de energía eléctrica es bastante grande, el Gobierno debe asumir una responsabilidad", consideró el excomisionado de la CREE, Ricardo Espinoza.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Todo apunta a que para el próximo trimestre del presente año (abril, mayo, y junio) se podría dar un nuevo incremento en la tarifa energética debido al aumento internacional del búnker y del diésel, así como por la pronunciada devaluación del lempira frente al dólar.

Según el ingeniero Ricardo Espinoza, exmiembro de la Comisión de Energía Eléctrica (CREE), para que se dé un incremento en la tarifa depende de tres factores que son el precio internacional de combustible, el deslizamiento de la moneda nacional y la estacionalidad.

La estacionalidad se refiere, según Espinoza, a que actualmente Honduras está en temporada de verano. Esa condición meteorológica provoca que las aportaciones hídricas a los embalses disminuyan considerablemente.

Situación que se agravará debido a que los pronósticos para este verano 2019 serán más fuertes que el año pasado.

De acuerdo a Espinoza, el tema de la estacionalidad es un factor que tiene mucho peso. Eso porque no se puede gastar toda el agua que se utiliza para generación de energía hidroeléctrica porque sería gravísimo. Se tendría que compensar.

“No se puede abusar en aras de mantener el precio. Es más caro el kilovatio térmico que el hidroeléctrico. Sin embargo, no se puede utilizar toda el agua de los embalses por la época de verano y se debe utilizar con optimización y con un balance adecuado”, enfatizó.

Le puede interesar: En diciembre CREE realizará nueva revisión a tarifa del servicio eléctrico

Tarifa tiene que reflejar el costo real de la energía

El entendido en el tema dejó a entrever que de presentarse situaciones que alteren dichos factores, el precio en la tarifa energética subirá para el próximo trimestre.

“Cuánto, no se sabe precisamente, eso depende del precio en los combustibles, el deslizamiento de la moneda y del calculo que se hace con el despacho hidrotérmico. El despacho hidrotérmico obtiene lo que se llama costo de generación; ese costo es el que se utiliza como un input para el cálculo final para cada uno de las categorías: sector residencial, baja tensión, media tensión, y alta tensión», dijo.

«Hay una metodología científica para poder hacerlo. Por ese lado, la población debe sentirse tranquila porque ya hay una metodología y no es como antes que era la caja negra que no se sabía realmente lo que hacía la ENEE. Ahora ya la CREE supervisa ese punto”, expuso.

Asimismo, señaló que otro elemento que es colateral pero que no tiene nada que ver con la tarifa. Es el asunto del impacto que podría tener dicho incremento en la economía familiar de los hondureños.

En ese sentido, indicó que la Ley del Sector Eléctrico establece que la tarifa tiene que reflejar el costo real de la energía.

Si el incremento es alto, Gobierno debe asumir responsabilidad

Por otro lado, el entrevistado consideró que si el impacto en la tarifa energética es bastante grande, el Gobierno debe asumir una responsabilidad.  No para eliminar el incremento, sino para mitigar sus efectos.

De esa forma no se impactará significativamente en la deteriorada economía hondureña

“La ley habla de subsidios pero no pueden ser cruzados. Sino que el Gobierno directamente debe sacar de su bolsa y lo pasa a la ENEE. Lo de dar subsidios no es que la ENEE dejará de cobrar esa parte sino que lo va a recibir del Gobierno. Por ejemplo, si es un incremento de 10 lempiras y el Gobierno decide apoyar y aporta cinco lempiras para que el impacto en la economía del usuario no sea tan fuerte, la tarifa que va llegar son siempre los diez lempiras», explicó.

Agregó que allí irá el subsidio de cinco lempiras que el gobierno dará. Deberá trasladar inmediatamente a la ENEE. La ENEE tiene que recibir su paga para que pueda funcionar.

Propuso modelo matemático pero no lo tomaron en cuenta

De igual forma, manifestó que siendo comisionado de la CREE propuso un modelo matemático como alternativa para mitigar el impacto en la economía nacional; el cual se basaba en el principio de equidad y no en igualdad.

Sin embargo, las autoridades gubernamentales no lo tomaron en cuenta.

“Equidad quiere decir que el que consumen menos recibe un mayor beneficio. Los que consumen más se tienen que acercar a pagar el costo real de lo que cuesta la tarifa en ese momento. Dicho modelo es propicio porque el nivel de pobreza y miseria es alto. Y es algo que se debe tomar en cuenta”, puntualizó.

Cabe señalar que fuentes de la CREE revelaron a medios locales que los análisis preliminares muestran que con los precios de los combustibles usados, la variación de la tasa de cambio y los resultados del despacho hidrotérmico producen un alza.

Asimismo, indicaron que la devaluación de enero a marzo suma 8.18 centavos de lempira; al pasar de 24.3388 a 24.4206 lempiras por dólar.