Tía y sobrino visitan centros de triaje y donan desayunos a pacientes

358
desayunos
Gracias a un dúo de buenos hondureños, los ciudadanos que busquen atención en hospitales o triajes podrían disfrutar de un rico café con pan.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. En plena emergencia sanitaria por COVID-19, la solidaridad que yace en el corazón de un par de hondureños brotó; eso les llevó a hacer una destacada acción.

Y es que, con el avance de la pandemia, se han adaptado varios lugares en la capital para que sirvan como centros de triaje. Allí, cientos de hondureños llegan diariamente en búsqueda de atención médica porque aquejan síntomas relacionados al padecimiento.

Tomando eso en consideración, Isabel García y su sobrino, César Núñez, decidieron preparar un pequeño desayuno para aquellos que, por largos espacios de tiempo, hacen fila para ser diagnosticados y tratados.

Ellos llegan en un vehículo tipo pick-up rojo y, con un cartel, buscan llamar la atención de las personas. Allí, en una letra fina, elegante y cursiva, se lee: «Te ofrecemos de cortesía un cafecito con pan. Ven a disfrutar el tuyo».

El café llega en una cafetera grande. Y, para los de un paladar que exije un poco de dulzura para esa bebida, llevan una bolsa grande de azúcar y otros aditivos; van bien preparados.

La noble acción del dúo de catrachos inició el jueves en el Hospital Psiquiátrico Mario Mendoza. También visitaron el triaje del Centro Cívico Gubernamental (CCG) y el que está en el local del «Bazar del Sábado» en el bulevar Juan Pablo II.

Además de entregar la merienda en esos lugares, se movilizaron para encontrar al personal de limpieza de la Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC). Por lo que, a ellos también les dotaron de algo de comer y beber.

¿Cómo reaccionó el público beneficiado? García comentó que todos se mostraron muy agradecidos e incluso, algunos, dijeron que no habían comido nada antes de llegar allí, por lo que la dádiva les cayó «del cielo».

«Esa fue la parte que nos tocó el corazón; el ver que, realmente, aunque tengamos poco, damos porque nos nace», expresó.

De igual interés: Joven capitalino celebra su cumpleaños repartiendo comida a indigentes

La labor no se detendrá

Isabel García también dijo a un medio local que la iniciativa surgió con el propósito de crear una esperanza mediante un pequeño desayuno a las personas que están preocupadas por su salud.

Además, aseveró que no tienen contemplado que las donaciones se detengan en algún momento cercano.

«Desde luego que me gustaría seguir, aunque muchos me dicen que es un riesgo. Cuando  salgo de la casa aparte de traer mis implementos de bioseguridad, pido a Dios su protección divina», dijo.

Asimismo, el gesto altruista podría ser más grande cada vez. García desveló que recibió el llamado de dos conocidos que le expresaron su deseo de sumarse a la iniciativa; eso le llenó de júbilo.

«Realmente me sorprende lo que el ser humano es capaz de hacer para paliar un poco toda esta situación de incertidumbre y necesidad que existe y está latente. Esperamos desde luego volver a hacerlo», concluyó.

Le puede interesar: VÍDEO| Crean túnel de abrazos para los ancianos del hogar «Hilos de Plata»


🔹 Suscríbete gratis a más información en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo