SPS: detienen a policía municipal tras tirotear a transportista

547
amigos municipales
El incidente se suscitó en el bulevar del norte de San Pedro Sula.

SAN PEDRO SULA, CORTÉS. Un miembro de los Amigos Municipales de Tránsito (AMT) fue arrestado este día en horas de la tarde, luego de tirotear a un conductor de una empresa de transporte público.

El hecho se registró en el bulevar del norte, a la altura de la para de buses conocida como Viveros.

Según la información brindada por las autoridades, el municipal e encontraba pasando persona a través del cruce de cebra de un lado al otro. Fue por esa razón que detuvo a un conductor de la Ruta 7 para poder permitir el paso de un ciudadano.

Pero, el chofer se molesto y al parecer le tiro autobús. El policía manifestó explicó que al ver esta acción, tomó la decisión de usar el arma de reglamento. Acto seguido disparó en tres ocasiones la pistola en contra de la unidad de transporte.

Lea tambiénCon supuesta droga capturan a hijo del “Negro” Lobo en Roatán

Ante esta acción, miembros de la Policía Nacional Preventiva intervinieron, dando captura al policía municipal. Las autoridades manifestaron que se realizarán la investigaciones en torno a este caso.

Hasta el momento ninguna autoridad de la municipalidad sampedrana se ha pronunciado respecto al caso.


Antecedente: municipales golpean a ciudadano

Un vídeo difundido a través de las redes sociales mostró el trato despiadado que recibió un ciudadano por parte de miembros de los Amigos Municipales.

El lamentable suceso se suscitó en una zona del bulevar Michelletti en el sector noroeste de la capital industrial.

El vídeo fue grabado por personas desconocidas. En primera instancia se observa que los “amigos de tránsito” sacan al afectado semidesnudo de la segunda planta de un edificio.

El individuo iba amarrado con las manos hacia atrás. Luego uno de los uniformados lo golpea en varias ocasiones sobre la cabeza y la espalda. Mientras tanto otro agente, quien aparentemente dirige a operación, grita varias veces obligando al sujeto a bajar rápido.

Tras varios intentos por hacer que el hombre bajara por una escalera, los uniformados pierden la paciencia. El hombre agente que más gritaba manda a otro que está abajo a que suba para poder hacer que ciudadano amarrado descienda rápido.

Dos miembros municipales suben las escaleras, mientras el de arriba sostiene al individuo y lo sigue golpeando. Pero, el “amigo” municipal le da un golpe diciéndole “bajate perro” y lo suelta. Esto provoca que el ciudadano cayera aparatosamente de espalda.