Método AC: No incluyen muertos «desconocidos» en estadísticas de Homicidios

392
La legisladora apuntó que en femicidios, accidentes de tránsito, masacres el gobierno no ha hecho nada tampoco.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Ayer, la parlamentaria Doris Gutiérrez señaló que para determinar el porcentaje de la tasa de homicidios, se utiliza una formula diferente a la de años anteriores, misma que «es un invento de Arturo Corrales (exministro de seguridad)», y sirve como una «mascarada» para bajar los altos niveles de este flagelo.

En ese sentido, Gutiérrez expresó «que se empezaron a cruzar datos con el Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (OV-UNAH). Resulta que de un día a otro aparecía que era la mitad de los homicidios, ahora nosotros no nos engañamos».

En virtud de lo anterior, en el 2013 trascendió una noticia en los medios locales, que la Secretaría de Seguridad pretendía excluir mil muertos en el primer semestre de ese año. Por lo cual, se proyectaría una reducción en la tasa de homicidios por cada 100 mil habitantes en el país.

En su momento, el OV-UNAH, contabilizó 3,547 fallecidos en el período de tiempo en mención. Pero, Seguridad destacó que solo 2,629 fueron debidamente certificados.

El argumento que presentó el gobierno para no reconocer esa elevada cantidad de decesos, fue que no había cuerpo ni denuncia sobre estos difuntos. Aunque, el Observatorio aseveró que si tenía documentos de que esas muertes sí estaban registradas.

«Flujograma» de los Indicadores Estandarizados de Convivencia y Seguridad Ciudadana

El ministro de Seguridad en 2013, Arturo Corrales, respondió en ese año que cuando asumió el cargo ordenó la revisión del método por el cual se contabilizan los homicidios en todo el territorio nacional.

Asimismo, dijo que se detectó un error en el cálculo que efectúa el Observatorio de la Violencia. Esto, porque no se ha aplicado un “flujograma”, denominado Indicadores Estandarizados de Convivencia y Seguridad Ciudadana.

Dicho procedimiento estableció que para acreditar un homicidio se tiene que comprobar que haya levantamiento del cadáver por parte del Ministerio Público y la Policía Nacional. Posteriormente, se debe cortejar con la autopsia que haga Medicina Forense.

«Ese flujograma claramente nos determina que tenemos que tener dos categorías en cuanto a homicidios. Homicidio es aquel en donde Medicina Forense tiene el cadáver y da las razones de la muerte y lo declara formalmente un homicidio».

Por lo tanto, las incidencias reportadas en donde no hay cadáver, nombre de la persona y denuncia, son casos por investigar como posible homicidio, indicó Corrales.

“Pero si nadie vio el cadáver, nadie sabe el nombre de la persona y no hay denuncia, eso no puede formar parte de la columna de homicidios. Tiene que formar parte de la columna de casos de posibles muertes por averiguar”, subrayó.

Corrales terminó diciendo en 2013, que esa cifra de fallecidos debía ser tomados en cuenta en el contador de incidencias. Ya que en el medidor de homicidios se contabilizan cuando son declarados como tal.

Lea también: Doris Gutiérrez: «Método de medición es un invento de Arturo Corrales»

¿Hay alguna manera de bajar los altos índices de homicidios? 

Mientras tanto, este día se le consultó a la diputada Doris Gutiérrez si existe alguna manera de bajar los altos índices de homicidios e inseguridad que imperan en el país.

«Cómo es que tienen todos los mecanismos de seguridad y no pueden controlar esas cosas. Ahora que los tocaron a ellos empiezan a reaccionar». Apuntó que en femicidios, accidentes de tránsito, masacres el gobierno no ha hecho nada tampoco.

Nota relacionada: https://tiempo.hn/45-cuerpos-no-reclamados-enterrados/

De igual manera, la funcionaria lamentó la muerte de los tres miembros del Partido Nacional, mismos que han dejado familias enlutadas. Recordó que «la Constitución dice que el Estado es el responsable de la vida y seguridad de las personas, no de un partido».

«Lo importante no es estar dando datos. Lo importante es tener una política de seguridad que verdaderamente de resultados y no estar cambiando fórmulas o estar vendiendo sueños de otro mundo», concluyó Gutiérrez.