Honduras: familiares celebran 120 años de la mujer más longeva

569
Longeva
Doña María Magdalena Meza celebró 120 años de edad. Foto: Honduras is Great.

COPÁN, HONDURAS. La mujer longeva del país, según datos nacionales, arribó a sus 120 años de edad el pasado 12 de julio, en el municipio de Cucuyagua, zona occidental del país.

De acuerdo a la información del Registro Nacional de las Personas (RNP), la fémina nació el 12 de julio de 1900, iniciando el siglo XX. Ella responde al nombre de María Magdalena Meza Hernández, y reside junto a su familia en al aldea El Ajagual.

Según el portal web, Honduras is Great, la mujer hondureña es la persona más longeva del mundo. Lo anterior, basado en la comparación con la edad de la japonesa que obstenta el galardón en los Record Guiness.

Le puede interesar: Vivió tres siglos: fallece la mujer más longeva del mundo

La publicación revela que la originaria de Japón Kane Tanaka, nació el 9 de marzo de 1903, lo cual indica que tiene 117 años de edad. En tanto, doña María Magdalena, llegó a este mundo, tres años antes, o cual la acredita como más longeva.

Con buena salud

Cabe indicar que la abuela, como le conocen sus familiares y amistades, es una hondureña originaria de Sinuapa, Ocotepeque. Sus descendencias es de 229 personas, repartida entre 9 hijos, 66 nietos, 134 bisnietos, 18 tataranietos y 2 choznos, una bendición que celebran 5 generaciones de descendientes.

Actualmente, doña María Magdalena, ya no puede caminar y se desplaza en una silla de ruedas. No obstante, se encuentra en buen estado de salud, tal como lo informó canal Dieciséis de San Marcos, Ocotepeque.

Muere una de las mujeres más longevas de Honduras

Por su parte, María de Jesús Ramírez, de 119 años edad, considerada una de las mujeres más longevas de Honduras, falleció el pasado 17 de julio, en la aldea La Trinidad, departamento de Yoro, según dieron a conocer sus familiares.

Ella nació el 1 de enero de 1901, y de acuerdo a sus familiares, su muerte fue de manera natural, y pese a que ya tenía 119 años, se movilizaba sin problema y ella misma hacia sus quehaceres.