Exbecarios de JICA destacan múltiples logros del proyecto OVOP en Honduras

215
OVOP
Imagen de referencia. Con el sustento del Gobierno de Japón, becarios hondureños han trabajado para embellecer el país cinco estrellas y procurar su crecimiento sostenido.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Un notable crecimiento económico y social, mejorías culturales y la propulsión del turismo ha logrado Honduras a través del movimiento «Un Pueblo, Un Producto» (OVOP, por sus siglas en inglés).

Así lo dieron dieron a conocer los exbecarios del la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA, por sus siglas en inglés). Ellos son los precursores en el país cinco estrellas del proyecto en mención.

Fue a través de webinars -seminarios digitales- que se externó cuáles fueron los objetivos cumplidos. En los encuentros, participaron personas de países de varias partes del mundo; México, Bolivia, Venezuela, Japón, Guatemala y Honduras se apuntaron.

Cabe recordar que una misión japonesa llegó al corazón de Centroamérica el 10 de octubre de 2017. La misma cooperó en materia de educación y salud; además, dejó una huella que representó una guía para los participantes hondureños. Los asiáticos regresaron a su tierra natal el nueve de octubre de 2019, pero las obras continúan.

Al final del taller digital, se destacó que la actividad en Honduras se desarrolló como en ningún otro país en el mundo.

De igual interés – Aviturismo: la diversa magia de las aves que deleita en regiones hondureñas

Potenciación del turismo 

Una de las áreas en que se enfocó el proyecto fue la atracción de turistas. Según se comunicó, los resultados en ese sentido fueron positivos, dejando alicientes monetarios y ejemplos de conservación de la flora y fauna del país.

«Hemos obtenido significativos resultados por medio del turismo. Por ejemplo, la activación de economías locales, la valorización y conservación de los bienes naturales y culturales, el incremento de empleos y la disminución de emigración poblacional», inició contando Alejandra Bonilla, exbecaria y gerente técnica de Proyectos.

«También se motivó la producción de diversidad de productos y la identidad comunitaria en las personas», añadió.

Por el mismo lado, dio a conocer que los trabajos no cesan. Explicó que buscan que Honduras cuenta con una eficiente operadora de turismo y promoción de turística en las redes sociales. Asimismo una página web, y que se fomente la legalización de una asociación de guías turísticos y la apertura de oficinas de turismo municipal.

Además, no obvió la pretensión de una segunda edición de la revista ONPAKU, que busca maximizar el turismo y el consumo del producto local. Igualmente, proseguirá el proceso de señalamiento en las zonas turísticas de cada comunidad.

Beneficios locales

Cantarranas, Francisco Morazán

Otro exbecario, Alex Hernández, tomó la palabra para presentar los logros del OVOP en Cantarranas, municipio de Francisco Morazán en la zona central de Honduras.

Señaló que, gracias al proyecto, ahora se cuenta con el primer parador fotográfico de la zona. El comercio creció y, prueba de ello, es que antes sólo habían cuatro restaurantes y ahora 12. La cantidad de cafés ascendió de uno a tres.

Además, se han adecuado recorridos vivenciales, rutas culturales y naturales, y un paseo turístico de la felicidad. Los balnearios, que solían ser dos, ahora son cuatro. Los famosos murales artísticos ya suman 120 y 33 las esculturas de madera. Pronto, habrá un canopy extremo.

De igual forma, Hernández recordó que el Festival de Comidas y Bebidas Tradicionales 2020 se celebró de manera virtual, pese a las afectaciones de la COVID-19. Por último, afirmó que, en todo el proceso, identificaron 30 productos que pueden producirse masivamente en el área.

San Marcos, Santa Bárbara

Francis Gutiérrez, también exbecaria, fue la encargada de compartir los resultados del Comité de OVOP en San Marcos, Santa Bárbara, zona occidental de Honduras. La capacitación de las personas fue fundamental en esa región.

«Hemos realizado la formación del Comité ‘De mi pueblo’ y la Asociación de Productores. Se entregaron ocho becas aprobadas para viajar a Japón y cuatro talleres», mencionó.

En ese proceso se instruyó a unos 20 pobladores para que desarrollaran técnicas de carpintería y otros 30 para la producción de pan artesanal. En total, de una u otra manera, mil 200 personas fueron capacitadas con la metodología OVOP.

«Se crearon tres rutas turísticas, 126 productos tangibles identificados y puestos a la disposición de los consumidores», agregó Gutiérrez.

Incluso, detalló que todo lo anterior propició unos 70 empleos directos y la creación de 30 iniciativas de negocio y dos plataformas de venta de productos.

Movimiento OVOP: Honduras, única en el mundo

Teniendo en cuenta los resultados, el asesor japonés, Tomonori Uchikawa, se refirió a la importancia de la medición del impacto socio económico de OVOP.