SAN PEDRO SULA. Funcionarios del Gobierno y empresarios de varios rubros se reunieron desde la mañana de este martes en las instalaciones del Campo Agas para buscar un punto toral que solucione la crisis actual por el paro de transporte en el país.

En dicha reunión los empresarios de la zona norte presentaron sus problemas ante el sector oficialista y puntualizaron la forma en que estas protestas están afectando la economía nacional.

A la reunión asistieron personajes como Alberto Bográn, presidente de la Asociación Nacional de Avicultores de Honduras (ANAVIH), María Antonia Rivera, Designada Presidencial. Además, Ebal Díaz, Ministro de la Presidencia, Luis Mata, Ministro de Inversiones, Leonel Ayala, Ministro de Gobernación y empresario en representación de
diferentes rubros.

En declaraciones, Ebal Díaz comentó que tiene mucha confianza en que muy pronto se llegue a un acuerdo con los transportistas. Asimismo, espera que ellos acepten la propuesta del Gobierno.

Petición de rebaja al combustible significaría un 7% de la recaudación tributaria

El director del Centro de Investigaciones Económicas y Sociales del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (CIES-COHEP), Santiago Herrera, explicó que la nueva propuesta de rebajar al combustible podría representar un importe de alrededor de siete mil 300 millones de lempiras. Esta cantidad sigue siendo significativa, pues significa aproximadamente un siete por ciento de la recaudación tributaria del Estado.

Detalló que la pretensión original de los transportistas de que se rebajen 23 lempiras al precio del galón de combustible, en un estimado del COHEP, asciende a ocho mil 800 millones de lempiras.

Señaló que esa reducción en los ingresos tributarios tiene un impacto en algunas de las dependencias que el gobierno mantiene con el presupuesto como el del Hospital Escuela Universitario que asciende a mil 400 millones de lempiras. Y el presupuesto de todo el servicio de atención médica del segundo nivel de los hospitales anda en cinco mil 200 millones de lempiras.

“El impacto es significativo, si sumamos el presupuesto de la Universidad Nacional Agrícola y el de la Universidad Pedagógica Nacional, representa más o menos lo mismo. Y las transferencias a los municipios son cinco mil 300 millones de lempiras”, refirió Herrera.

Lee también: Por el paro de transporte este día no circuló el tren de aseo en el Distrito Central

Advirtió que si se aprobara esa demanda de los transportistas significa que habrá un beneficio para unos; pero a costas del sacrificio de otros. Y al final se va a terminar pagando la cuenta porque no hay almuerzo gratis.

Empresa privada: paro de transporte deja pérdidas de 2,100 millones de lempiras

El Consejo Hondureño de la Empresa Privada (COHEP) señaló días atrás que el paro nacional de transporte dejará más de 2,100 millones de lempiras en pérdidas.

“Cada vez que hay un paro de transporte se pierden 2,100 millones de lempiras diarios, nadie gana con un paro de transporte. Así que le pedimos al Gobierno y a los transportistas que se sienten a dialogar”, manifestó el director ejecutivo del COHEP, Armando Urtecho.

Urtecho dejó entrever que las negociaciones entre el sector transporte y el Gobierno siempre se ha manejado de manera oscura. Esto, “para ponerse al bajo, bajo en los arreglos de los expedientes del transporte”.

Transportistas dieron tregua de 48 horas para analizar propuesta del gobierno

Los dirigentes del transporte dieron la tregua a partir de la tarde noche de ayer lunes y hasta la tarde-noche del miércoles. Lo anterior, para analizar una propuesta entregada por el Presidente Juan Orlando Hernández. Lo anterior, sin que signifique el fin del paro del rubro.

La dirigencia de los rubros de buses urbanos, taxis y mototaxis prometió llevar el planteamiento a sus bases. Esto, a fin de tomar una decisión con respecto al conflicto que se ha alargado desde el pasado jueves 19 de julio.

La propuesta realizada por el gobierno no fue hecha pública; sino que fue entregada a los dirigentes transportistas de forma personal en Casa de Gobierno. Por su parte, la dirigencia del transporte mantiene como único punto de negociación la rebaja de 23 lempiras al galón de combustible.

Mientras tanto, el pueblo hondureño usuario del transporte de uso público ha tenido que sortear la falta de mecanismos de movilización durante el paro. Así como el cierre de calles y bulevares sitiadas mayoritariamente por taxistas.

El conflicto del transporte comenzó la semana pasada y las partes iniciaron el jueves unas negociaciones que continuaron el viernes, sin alcanzar acuerdos y con saldo de más de dos días de paro de autobuses y taxis.