34 C
San Pedro Sula
sábado, abril 20, 2024

Carlos Aplícano, el universitario que construyó su propio telescopio

Debes leer

Redacción. Carlos Eduardo Aplícano Vásquez es un dedicado estudiante de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH) que ha ganado admiración y respeto gracias a su excepcional pasión por la astronomía.

En una conversación con Diario Tiempo, Carlos ha brindado detalles sobre su fascinación por la cosmología y ha compartido cómo su pasión por observar el universo lo llevó a convertirse en el constructor de su propio telescopio.

El hondureño de 37 años explicó que desde niño tuvo experiencias inolvidables de observación lunar con su padre, quien le inculcó el amor por la astronomía.

Aunque estudió Administración de Empresas por razones pragmáticas, su fascinación por el cosmos nunca disminuyó. Participando en eventos astronómicos universitarios, Carlos se nutrió de curiosidad por observar lo que pasa en el universo.

En 2019 adquirió un telescopio refractor, pero sintió la necesidad de tener uno más grande y con mayor potencia focal. Fue entonces cuando se animó a crear el telescopio y explorar el universo con mayor profundidad.

Vea también: Científico hondureño, egresado de la UNAH, destaca como investigador en Brasil

Inolvidable aventura

Su aventura comenzó con la investigación meticulosa sobre cómo construir un telescopio. «Comencé a investigar cómo construir uno. Me tardé 6 meses en investigación y unos 3 más en asesoramiento», explicó.

El talentoso hondureño buscó la orientación de amigos chilenos y colombianos expertos en la construcción de telescopios, quienes lo asesoraron para el proyecto. Carlos tuvo además la ayuda de un carpintero, que le edificó la base del telescopio, mientras que el resto del trabajo recayó únicamente en él y sus ganas de lograr su cometido.

«Fue un bonito proyecto, desde que inicié me gustó y a medida que lo iba construyendo, iba disfrutando el proceso. Me encontré con dificultades, pero las logré resolver», manifestó Aplícano.

Estudiante construye telescopio
El telescopio creado por el estudiante.

Tras 9 meses de arduo trabajo y más de 10 mil lempiras en inversión, Carlos probó por primera vez el telescopio en su vivienda en 2020. «La emoción que sentí al probarlo fue muy bonita… Recuerdo que la primera toma que hice fue al cerro de La Tigra. Ver la cercanía de la montaña me llenó mucho de alegría y satisfacción porque vi mi inversión y tiempo reflejado», explicó.

Recientemente, el compatriota ha realizado mejoras, agregando un toque personal al pintarlo de blanco. Además, le pintó la bandera de Honduras, un símbolo de su orgullo nacional.

Gracias al proyecto, Aplícano ha contemplado nebulosas distantes, los anillos de Saturno y su separación, así como Júpiter, Venus, Marte, la nebulosa de Orión, cúmulos estelares y estrellas lejanas.

Gran impacto

El telescopio de Carlos ha tenido un gran impacto en el Alma Máter. Luego de que un catedrático lo ayudara con orientación para construir el telescopio, el joven tuvo la oportunidad de presentar el proyecto en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras  (UNAH), donde ha servido de ejemplo para los estudiantes.

Este proyecto ha destacado en particular por ser único en la universidad y en el país, lo que resalta la relevancia de Aplícano en el campo astronómico local.

Tras el impacto en la UNAH, Carlos ha destacado el potencial que tiene su telescopio para contribuir a la educación, especialmente en escuelas y colegios, incluso en zonas rurales. Su deseo es que su creación se convierta en un recurso educativo en el futuro. «Me gustaría que el día de mañana este proyecto se tome en cuenta para temas educativos», mencionó.

Estudiante construye telescopio
Estudiantes y vecinos de Carlos se juntan para observar el universo a través del telescopio.

El estudiante de 37 años apoya en lo que puede para promover el estudio espacial. Actualmente está orientando a dos compatriotas que desean construir un telescopio igual al suyo. «Los estoy apoyando y ya vamos bastante avanzado, tenemos ya muchos objetos para ir trabajando», declaró.

Los planes de Carlos no se limitan a su telescopio, él tiene contemplados varios proyectos que incluyen la construcción de un telescopio de 10 pulgadas de diámetro y la motorización del que ya tiene. Aunque reconoce que estos proyectos son complejos y requerirán un esfuerzo considerable, los ve como objetivos a largo plazo que le permitirán seguir explorando y expandiendo su pasión por la astronomía.

Detalles del telescopio

Construir el telescopio significó un esfuerzo incontrolable. Muchos de los materiales no se encuentran disponibles en Honduras, por lo que el estudiante los importó de China.

El telescopio de Carlos cuenta con un tubo óptico, fabricado con tubería de PVC de 8 pulgadas de diámetro y tubería de drenaje. La base de madera de plywood, junto con la tornillería y el pegamento, garantizan estabilidad y durabilidad.

Además, cuenta con un ruedo para el movimiento de rotación que permite el seguimiento suave de los objetos celestes.

También tiene espejos especiales, impresos en 3D, junto con la pintura negro mate en el interior del tubo.

El tubo tiene un diámetro de aproximadamente 1.60 metros y espejos grandes con un diámetro de 160 milímetros y una distancia focal de 1,300 milímetros.

 

 

Dato: Tras más de 9 meses de trabajo y más de 10 mil lempiras en inversión, Carlos probó por primera vez el telescopio en su vivienda en 2020.

 

 

Frase: «Fue un bonito proyecto. Desde que inicié me gustó y a medida que lo iba construyendo, iba disfrutando el proceso».

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido