LA CEIBA. Un supuesto integrante perteneciente a una estructura criminal fue capturado este domingo en la Colonia El Confite, zona norte de Honduras.

Se trata de Gustavo Adolfo Cáceres Sánchez, de 39 años de edad, originario de La Masica y residente en la colonia antes mencionada.

Cáceres Sánchez fue aprehendido por miembros de la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNA), por suponerlo responsable del delito de posesión y tráfico de drogas.

Al momento de su detención, a Cáceres Sanchez le fue decomisado un total de 52 envoltorios transparentes conteniendo en su interior hierba seca supuesta marihuana, la cantidad de 340 lempiras en diferentes denominaciones y un teléfono celular color negro y rojo.

Las autoridades también dieron a conocer que el arrestado pertenece a una banda conocida como «Los Grillos», dedicada a la extorsión, entre otros delitos.


ANTECEDENTE

El pasado 19 de junio, varios «grillos» fueron capturados en La Ceiba, por suponerlos responsables de los delitos de robo, sicariato, tráfico de drogas y extorsión.

Esta acción fue realizada por miembros de la Policía Nacional, Comando TIGRES, Fuerza Nacional Anti Extorsión (FNA). Asimismo, la Dirección de Inteligencia Policial (DIPOL), a través de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI).

Estos allanamientos se realizaron en el sector de La Unión, en cuya vivienda se procedió a la detención de:

-Denis Manuel Gutierrez, originario de Jutiapa

-José Fernando Bardales Guillen, originario de La Ceiba

-Paola Noemy Vásquez, originario de San Francisco

Al momento de su detención se les decomiso:

– 09 envoltorios de polvo blanco supuesta droga

– 38 plantas de supuesta marihuana

-Una motocicleta, color rojo y marca génesis

Estas personas fueron remitidas a los juzgados por los delitos de posesión y tráfico ilícito se estupefacientes.

Cabe destacar que el presunto modus operandi de estos sujetos era a través de la acción de robo. Así como del sicariato, trafico de drogas y extorsión. Por lo tanto, los detenidos fueron posteriormente presentados ante las autoridades competentes. Esto, para que se continuara el debido proceso en su contra.