Director de los Cobras
La ceremonia se realizó en Tegucigalpa.

Tegucigalpa, Honduras. – El Comisionado de policía Miguel Ángel Amaya Amador, director de los Cobras, fue relevado este día de la Dirección de esas Fuerzas Especiales y de los Tigres, por las autoridades de la Dirección General de la Policía Nacional.

Este cambio de cargo viene después de que días atrás, los Comandos Especiales protagonizaran un paro de labores.

Director de los Cobras cambiado

Esta huelga de “fusiles caídos” fue iniciada precisamente por el Comando Especial Cobras. Posteriormente, se unieron agentes de la escala básica de la Policía, entre otras ramas de esta institución armada.

Lea también: Presidente Hernández promete mejoras salariales y beneficios a policías

A pesar de las especulaciones, las autoridades dieron a conocer que estos cambios, son rutinarios en la Policía Nacional. Y este último, no tiene nada que ver con la pequeña crisis que surgió en esta institución en los últimos días.

Traspaso de mando

En ese sentido, el Sub Comisionado Javier Díaz Herrera, es quien sustituirá al Comisionado de policía Miguel Ángel Amaya Amador, quién pasa a cargo de otra Dirección policial, según informaron las autoridades de seguridad.

Al acto asistió el Secretario de Seguridad, General de División en condición de retiro, Julián Pacheco Tinoco.

De tal forma, el alto mando de la Policía Nacional, encabezado por el director General, General Director Félix Villanueva Mejía, confirmó que próximamente se realizarán nuevas ceremonias de este tipo.

“Estas actividades se hacen con el propósito de dinamizar el trabajo que desarrolla la institución policial; en pro de garantizar la seguridad de la población hondureña”, dijo el general Mejía.

Cobras
Este relevo se hace después del paro de labores realizado por los agentes.

Protesta

La escala básica de la Policía Nacional de Honduras, mantuvo por dos días una huelga de fusiles caídos, en la cual exigieron a las máximas autoridades del Gobierno hondureño paz y tranquilidad.

En ese sentido, los uniformados se acuartelaron en las instalaciones de las Fuerzas Especiales Cobras. Ahí, se reunieron varias ramas de la institución policial en el país. Entre ellas, miembros de la policía preventiva, agentes de la Dirección Policial de Investigaciones (DPI), entre otras. Ante ello, dejaron claro que las actuales acciones se deben a la tensión política y no por salarios.

“Estamos por una causa justa en la cual se encuentra nuestra institución armada, y lo único que queremos es paz para el país. Queremos dejar claro que esta toma no es por dinero, se debe a la tensión política que hay en el país”, indicaron los agentes policiales ayer martes.

Posteriormente, dieron a conocer que después de haberse reunido con la cúpula de esta institución, llegaron a un acuerdo.

De tal manera,  los agentes policiales regresaron a las calles a sus labores normales; pero no seguirán confrontándose con el pueblo hondureño, según informaron.