Zonal Belén: entre gas lacrimógeno y decomisos desalojan a vendedores

414
Zonal Belén
Personal de la AMDC y fuerzas de seguridad realizaron un fuerte decomiso esta mañana a los vendedores del Zonal Belén. También los desalojaron y les lanzaron bombas lacrimógenas.

COMAYAGÜELA, HONDURAS. Un desalojo forzoso, en medio de resistencia, bombas lacrimógenas y decomisos se llevó a cabo la mañana de este viernes en el mercado Zonal Belén de Comayagüela, capital de Honduras.

Después de una denuncia efectuada por vecinos de los alrededores, se desplegó allí un conjunto de fuerzas de seguridad para evitar la venta de productos; ese comercio informal conlleva aglomeraciones, situación que representa un peligro en medio de la emergencia sanitaria por COVID-19.

De manera específica, participaron en la operación la Policía Municipal, la Policía Nacional de Honduras (PNH), la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte (DNVT) y la Unidad del Mantenimiento del Orden (UMO).

Los agentes confiscaron la mercancía y, además, removieron con una grúa algunos vehículos que estaban aparcados en el lugar. No obstante, optaron por utilizar gas lacrimógeno para dispersar a un grupo de comerciantes, que buscó resistirse a la maniobra de decomiso.

De igual interés: ADECABAH reporta especulación y escasez de frijoles en mercados capitalinos

Reaccionan los afectados

Aún con las circunstancias sanitarias, la necesidad de recibir ingresos persiste. Por tanto, los vendedores del Zonal Belén se apostaron para continuar con sus actividades, pero quedaron con las manos vacías; mas, no fue por ventas masivas, como habrían querido.

«La molestia es que uno se levanta temprano con necesidad de vender y viene la Policía y nos lleva nuestros productos y no nos dieron siquiera el chance de regresarnos para la casa y llevarnos las cosas. No es posible que ellos se lleven nuestro alimento diario», expresó un comerciante.

Convertirse en asaltantes y robar las pertenencias de otros no es una opción, recordó otro vendedor. Por tanto, recrimina la acción policial, que les removió lo que recién habían adquirido.

«Nos están llevando todo el negocio que acabamos de comprar ahorita en solo la mañana y no nos dejan trabajar; tampoco nos dicen dónde nos van a dejar vender, entonces ¿qué es lo que vamos a hacer? No podemos ir a robar», manifestó.

Mientras que, una persona de la tercera edad que transitaba por el lugar se mostró en favor de los agentes policiales y priorizó la salud de la población.

«Lo que pasa es que nosotros somos burros; somos necios y no aceptamos lo que está pasando, es una epidemia grande la que se está viviendo. Es por el bien de nosotros», aseveró.

Por su parte, la Alcaldía Municipal del Distrito Central (AMDC) justificó la operación recordando que, según disposición del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (SINAGER), el Zonal Belén debe permanecer cerrado, ya que es considerado un foco de contaminación.

Sobre los automotores que se llevó la grúa, se especificó que después de un trámite, serán devueltos a sus propietarios.


🔹 Suscríbete gratis a más información sobre #COVID-19 en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo