Tras ser víctima de abuso, «Campanita» se une a campaña de no violencia contra la mujer

428
Campanita
La popular presentadora de televisión se unió para exigir no más violencia contra la mujer.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. A casi un mes de haber denunciado ser víctima de maltrato físico y verbal por su expareja, Onice Fores mejor conocida como “Campanita” se unió a una campaña de no violencia contra la mujer.

La hermosa presentadora, modelo, bailarina e influencer, calló por varios meses haber sido objeto de abuso. Sin embargo, la filtración de un material íntimo que ella protagonizaba le ayudó a romper el silencio y denunciar a su agresor.

A la campaña también se sumaron presentadoras como Loren Mercadal, Melissa Valeriano, Alexa Ferrari, Helena Álvarez y las gemelas Sherry y Sheyla.

Lea también: Con pruebas en mano y pidiendo justicia, «Campanita» llega a los juzgados tras denunciar a su exnovio

¡No más!

Desde que interpuso la denuncia en abril de este año, Campanita se ha convertido en una embajadora de la no violencia en contra de las mujeres.

“Denuncia a tiempo ¡No lo calles! Honduras es 1 de los 5 países más peligrosos para ser mujer, en América Latina”, es uno de los mensajes que compartió recientemente la joven presentadora.

Es oportuno mencionar que le tomó varios días revelar su versión sobre el material que circulaba en las redes sociales. Pero tras acudir con las autoridades brindó una entrevista para el medio que labora.

Rompió en llanto

Durante la entrevista, la popular hondureña reveló detalles de la relación que sostuvo por varios años con el también presentador Juan Salomón, mejor conocido como “Juansa”.

Inicialmente, la relación se plagó de insultos; seguido de ello los golpes terminaron de completar el abuso del que era objeto.

Mientras narraba un triste episodio de su tormentosa relación, «Campanita» rompió en llanto al recordar una golpiza que su expareja le propició.

Ante ello, Juansa nunca desmintió la versión y fue castigado con trabajo comunitario por parte de un juez competente.

“Yo apoyo a todas las mujeres hondureñas que han sufrido acoso, abuso, violencia sexual, física y psicológica, y exijo una Honduras donde todas y todos podamos vivir con seguridad para caminar por las calles sin sentir miedo. ¡Ser mujer no es un delito!” es el último mensaje que compartió la carismática campanita.