Ventiladores que compró INVEST-H llegan al HE sin compresores y sensores

618
ventiladores
Según aseguró una doctora, pese a estar incompletos, los ventiladores podrían funcionar en el Hospital Escuela, pero no en otros centros asistenciales menos equipados.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. La Secretaría de Salud entregó al Hospital Escuela (HE) un total de 40 ventiladores mecánicos que servirían para atender pacientes con COVID-19, pero llegaron en estado disfuncional.

El equipo se recibió sin sensores ni compresores, según reveló de primera mano Odir Fernández, abogado que funge como jefe de Investigación en el Consejo Nacional Anticorrupción (CNA).

Él realizó el anuncio el miércoles por la noche a través de un mensaje que publicó en su perfil de la red social Twitter. El experto en Derecho Penal lamentó que, pese a que cada ventilador se adquirió por 678 mil lempiras, no venían completos.

Seguido, aseveró que la población hondureña está en necesidad de materiales sin piezas faltantes. «Ya se pagaron y están incompletos», enfatizó Fernández.

Es oportuno precisar que fue la Inversión Estratégica de Honduras (INVEST-H), cuando aún permanecía Marco Bográn como director, que efectuó el desembolso por los ventiladores en mención.

De igual interés – Salud: Esta semana funcionarán 160 ventiladores comprados por INVEST-H

Ventiladores sí funcionarán en HE

Minutos después de la publicación del abogado, se pronunció la doctora Suyapa Molina, integrante de la Junta Interventora del HE. Ella confirmó la situación, que podría privar de la asistencia respiratoria completa a pacientes en condición grave por coronavirus.

No obstante, la galena mencionó que, al menos en ese recinto asistencial, los ventiladores podrían funcionar pese a sus carencias. En otro lugar, con menos preparación estructural, no tendrían uso alguno.

«Les faltan aditamentos que venían incorporados en el pedido de compra que se hizo del equipo. Sin embargo, en el hospital podrán funcionar porque tenemos la gases médicos en las paredes. Pero si van a otra unidad que no tienen esas facilidades, no operarían», explicó.

Reclamación en proceso

Seguido Molina mencionó que ya hicieron el reclamo a la compañía oferente, Sistemas e Imágenes Médicos (SIMEDIC). Además, especificó que, en primera instancia, percibieron que faltaban los compresores, por lo que se informó a la empresa, ubicada en Tegucigalpa.

SIMEDIC respondió garantizando que entregarían ese material faltante en los próximos días. Sin embargo, después se detectó que también faltaban sensores y de igual forma se les notificó; por los momentos no hay respuesta de ese último aviso.

«Lo más importante del equipo es que vamos a poder dar oxígeno de alto flujo, que es lo que el paciente requiere primariamente en el caso de COVID-19», concluyó Molina.

Es importante tener en cuenta que, en total, se repartirán 160 ventiladores a nivel nacional, por lo que habrá que esperar si hay más unidades con piezas faltantes.

La distribución, que inició anteayer (martes) dotará en la capital 20 ventiladores al Instituto Nacional Cardiopulmonar («Tórax») y 10 en el San Felipe.

Asimismo, se darán 40 en el Hospital Mario Catarino Rivass y cinco para el Hospital San Isidro. Mientras que en el Hospital de El Progreso se colocarán 10, misma cantidad que recibirán el Hospital Regional del Sur y el Hospital de Occidente. Según las autoridades, el Hospital Santa Teresa de Comayagua también recibirá cinco.


🔹 Suscríbete gratis a más información sobre el coronavirus en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: bit.ly/whatsapptiempo