Uruguay festeja su particular y multitudinaria fiesta «Noche de la «Nostalgia»

405

Montevideo, Uruguay. Uruguay festeja este martes otra edición de su «Noche de la Nostalgia», cuando sale el mayor número de personas a recordar viejos éxitos musicales, en una jornada que este 2015 tendrá dos novedades: los primeros controles de consumo de cocaína en conductores y la posibilidad de que falte la cerveza.

La celebración tiene lugar en un feriado largo ya que el 25 de agosto se conmemora la Declaratoria de la Independencia. En la noche antes del feriado, cientos de miles de personas se movilizan en todo el país para asistir a fiestas y eventos que reflotan músicas y estéticas nostálgicas.

Su denominación nació en 1978, en plena dictadura militar (1973-1985), cuando el empresario Pablo Lecueder, dueño de la local Radiomundo -hoy Océano FM- ideó la fiesta para celebrar viejos estilos musicales conocidos como «oldies».

La mayor particularidad este año es que será la primera vez que las autoridades realizarán a conductores de vehículos controles del uso de cocaína. El año pasado comenzaron los controles por consumo de marihuana luego de la aprobación de la ley de regulación de esa droga en 2013. Para ello las autoridades dispusieron que salgan a las calles hasta 600 policías e inspectores.

En 2014, Uruguay, que tiene 3,4 millones de habitantes, estaba en la décima posición de consumidores de cocaína del mundo en términos porcentuales entre los países que llevan registro, con 1,4% de la población entre 15 y 64 años, según datos de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito.

Escasez de cerveza
El alto consumo de bebidas en esta jornada conlleva un mayor riesgo de accidentes de tránsito, por lo que se multiplican las campañas de prevención. La «Noche de la Nostalgia» espera celebrar su séptima edición consecutiva sin fallecidos en un país que registró 30.000 accidentes de tránsito el año pasado.

Este 2015 sin embargo, la cerveza podría faltar, y no por controles oficiales, sino por posibles problemas de abastecimiento y reposición de stocks, ya que el poderoso sindicato de la bebida, FOEB, anunció un paro de 24 horas este lunes por reclamos salariales, en la semana de mayor distribución en el año.

«Van a tomar cerveza el año del golero», amenazó días atrás el presidente de la FOEB, Richard Read, en declaraciones a radio El Espectador.

Viejos conocidos y temática variada
Muchas fiestas tendrán varias pistas temáticas de baile e incluso artistas en vivo, como el cantante Andy Bell, del dúo synthpop inglés Erasure, o los argentinos Vilma Palma, muy populares en los 90.

Esta celebración, que en sus comienzos parecía algo apenas para adultos melancólicos, hoy está ampliamente extendida y desde hoteles hasta clubes electrónicos, bares dedicados al rock actual o punk rock han incorporado la fecha a su agenda, con diferentes consignas.

El precio por la diversión es variable. Se puede bailar gratis al sonido del rock de todas las épocas tocados en vinilo en un tradicional bar montevideano, o pagar hasta 200 dólares por una fiesta preparada para la ocasión, con cena, bebida, show y musica «oldie» incluida. Muchos evitarán el gasto haciendo la fiesta en su propia casa, aprovechando la programación radial que también es cómplice de los nostálgicos.