31 C
Honduras
martes, julio 27, 2021

Un Policía de Arizona mata a tiros a un joven padre desarmado que suplicaba por su vida

Tucson. ¿Dónde están los límites de la violencia policial en EE UU? Una vezs más el debate está servido. Se ha reabierto después de que un agente de Arizona matase en La Quinta Inn and Suites Hotel en Mesa a un joven padre de 26 años que repetía, acongojado: «Por favor, no me dispare».

Según «La Información», la Policía habría acudido al complejo hotelero donde se hospedaba Daniel Shaver después de que una llamada a Comisaría alertase de que había visto un rifle a través de una ventana.

Con las manos sobre la cabeza y arrodillado, Shaver no paraba de suplicar por su vida. El sargento Philip Mitch Brailsford le advirtió que le dispararía si movía los brazos, sin tener en cuenta que el joven padre estaba borracho, pues había estado bebiendo junto a un hombre y una mujer con los que compartía habitación en el hotel. Disparó a bocajarro en cinco ocasiones, con Shaver desarmado.

Este incidente, un nuevo escándalo para el currículo de la Policía de EE UU., ha trascendido gracias a la grabación de la cámara del uniforme de Brailsford, que ha permitido suspender al sargento e imputarlo por asesinato en segundo grado, después de que el Fiscal del Condado de Maricopa le acusara de manifestar «extrema indiferencia a la vida causando imprudentemente su muerte».

La Policía de la Mesa ha destacado en el auto que en el rifle AR-15 del agente había una inscripción que decía: «Estás jodido».

Tal y como recoge el portal, y de acuerdo con el testimonio de la mujer, «Shaver les mostró una escopeta de aire comprimido, explicando que él trabajaba con Walmart y que su tarea era matar a los pajarillos que se colaban en los centros comerciales».

Más noticias

Últimas Noticias

Abrir anuncio

Close
error: Contenido Protegido