La explícita crítica de Toni Kroos: «Somos títeres de FIFA y UEFA»

363
Kroos
El campeón del mundo, Toni Kroos, criticó las ideas que tiene el presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que van desde la creación de una nueva liga europea, hasta tener dos "mini mundiales".

EUROPA.- Mientras en el mundo se siguen analizando posibilidades de sumar nuevos torneos internacionales, la Superliga Europea parece ser la última en aparecer, aunque todavía no logra una aprobación general.

La creación de dichos torneos ha generado una polémica colectiva. A las críticas se sumó el mediocampista alemán del Real Madrid, Toni Kroos, que tuvo palabras muy duras y contundentes: «Somos títeres de FIFA y UEFA«.

Kroos brindó dichas declaraciones en un podcast llamado «Einfach mal Luppen»: 

«Al final, de todas estas competiciones que se van inventando, los jugadores somos títeres de FIFA y la UEFA«.

Luego añadió que torneos como la Superliga Europea, la Liga de Naciones y hasta el Mundial de Clubes: «están para chupar económicamente y, por supuesto, chuparnos a nosotros, los futbolistas».

Otro motivo por el cual Kroos criticó el proyecto de la Superliga Europea es que, según entiende, abriría una brecha insalvable entre los equipos poderosos del continente y los más modestos:

«Es bueno dejar las cosas como están si ya funcionan. Con las ligas y las competiciones internacionales que hay, ya tienen productos top».

La idea de Infantino; el desprecio de Kroos

Las propuestas del Presidente de la FIFA, Gianni Infantino, traerían cambios importantes al calendario internacional, ya que consta de una «Mini Copa del Mundo» que sería disputada por ocho selecciones cada dos años.

El mes de mayo se sugirió que el nuevo torneo se lleve a cabo en octubre o noviembre de cada año impar a partir de 2021.

Otro es el Mundial de Clubes, que disputan cada año siete equipos, se ampliaría a 24 clubes y se jugaría cada cuatro años.

Por último, la SuperLiga Europea, torneo que promete juntar a 18 grandes clubes de Europa y disparar los ingresos de los participantes.

Consiste en un todos contra todos en una liga con dos vueltas, parecida a la Euroliga de baloncesto.

Es decir, que el equipo campeón tendría que disputar 38 partidos, a diferencia de los 13 que debe jugar el campeón de la Champions League.

Con esto el gran debate en Europa continua, que va desde equipos hasta reconocidos futbolista sobre la saturación de partidos que se tendría al año.

Lo queda en claro, es que la postura de Infantino es anteponer lo económico sobre la integridad del futbolista, justificando la inserción de equipos modestos para buscar sus desarrollos.

Te puede interesar: Concacaf define sede para el desenlace de la Concachampions 2020