SINAGER: duplicarán fumigación ante epidemia de dengue grave

529
Dengue
A través de instituciones que conforman el SINAGER, se redoblarán los esfuerzos por mitigar la crisis de dengue.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. Ante la crisis actual de dengue grave que afronta el país, instituciones que conforman el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo (SINAGER) se han comprometido a intensificar esfuerzos para combatir la enfermedad.

En búsqueda de evitar que el mosquito Aedes Aegypti cobre más vidas y contagie a más hondureños, este sistema sostendrá permanentes operativos de fumigación, según anunciaron.

Entre otras acciones, se aplicará a fuentes de agua la bacteria Bacillus Thuringiensis Israelensis (BTI), con el fin de eliminar las larvas del zancudo. Este método tiene un efecto residual, por lo que su acción se prolonga. No es tóxico, indicaron.

Asimismo, trabajarán en la destrucción de otros criaderos del zancudo y la limpieza de solares baldíos, cunetas y otros lugares.

Cabe destacar que en 2019, según el Comité Permanente de Contingencias (COPECO), más de 600 mil viviendas fueron intervenidas con acciones preventivas. No obstante, se reportaron al menos 178 muertes por dengue grave.

Lea también: Honduras, segundo país con más muertes por dengue en América

«Día D» contra el Dengue

Por el mismo lado, SINAGER comunicó que los operativos específicos de los viernes, denominados «Día D» continuarán realizándose.

En estos procedimientos, miembros de las instituciones participantes de SINAGER desarrollan acciones en los lugares calificados por el Comité Técnico Científico. Además, establecieron previamente, que un número cercano a 220 mil funcionaros públicos trabajan en esta obra.

Muertes sospechosas en 2020

Apenas cuatro días completos han transcurrido en lo que del año, y ya se registran dos muertes que habrían sido por dengue grave.

En ese sentido, el jueves 2 de enero falleció Saraí Doblado, de 31 años de edad, originaria del departamento de Yoro. Ella ingresó una semana antes al Hospital Aníbal Murillo Escobar de Olanchito, por presentar síntomas de la enfermedad.

La Secretaría de Estado en el Despacho de Salud aún no confirma si el deceso corresponde al mortal virus.

La misma situación ocurre con el segundo caso; un niño procedente de Copán falleció en el Hospital Mario Catarino Rivas de San Pedro Sula. Esto, tras un supuesto caso de dengue hemorrágico. El infante se llamaba Jahir Alexander Morazán Cerrato.

En julio del año anterior, el poder ejecutivo declaró emergencia nacional por esta problemática que, a la fecha, no ha cesado.