SALUD | Seis consejos que te ayudarán a prevenir el dolor de cadera

228
consejos para prevenir el dolor de cadera
Aunque algunos ejercicios pueden ser de gran ayuda para prevenir el dolor de cadera, deberemos tener en cuenta cómo responde nuestro cuerpo y cesar la actividad si la molestia aumenta.

El dolor de cadera es una dolencia común que puede ser causada por diversos factores. Si sientes incomodidad o molestias, estos seis consejos te serán muy útiles.

La ubicación precisa del dolor de cadera puede proporcionar pistas valiosas sobre su causa. Puede ser ocasionado por la inflamación dentro de la articulación coxofemoral, provocando el dolor en el interior de la cadera o la ingle.

Lea también: ¿Para qué sirven los vendajes y qué tipos hay?

Si la molestia se refleja en la parte exterior de la cadera, la parte superior del muslo o la parte externa de los glúteos, está relacionado con problemas musculares. Generalmente, este tipo de molestias se debe a la inflamación de los músculos, ligamentos, tendones y otros tejidos blandos que rodean la articulación.

El dolor en la cadera es una molestia común.

El dolor de cadera puede estar causado por enfermedades y afecciones en otras áreas de tu cuerpo, como la parte baja de la espalda. Una de las más comunes es la artritis o desgaste de las articulaciones.

La cadera es un área importante, ya que une el tronco con las extremidades inferiores y proporciona estabilidad al caminar. Si sientes tensiones o punzadas en esa zona, te daremos algunos consejos para prevenirlo:

  • Alimentación equilibrada

La alimentación equilibrada es importante para fortalecer los huesos y las articulaciones. Consumir alimentos ricos en hierro y fósforo, como el pescado, ayuda a fortalecer las articulaciones.

Incrementa tus dosis de vitamina A, C y D, ya que ayuda sintetizar el colágeno. Entre las frutas y hortalizas más recomendadas a la hora de reducir inflamaciones de las articulaciones encontramos:

  • Cítricos
  • Mango
  • Piña
  • Zanahoria
  • Melón
  • Fresa
  • Alcachofa
  • Ajo
Alimentación equilibrada
Alimentación equilibrada.
  • Toma suplementos de magnesio y complementos vitamínicos

El magnesio es el cuarto mineral más abundante en las células, después del calcio, fósforo y potasio. Nos ayuda a producir energía, sintetizar proteínas y grasas. Su consumo es necesario para la contracción y relajación de los músculos, para realizar funciones del sistema nervioso y ayudar al metabolismo.

Existen algunos complementos vitamínicos como el sulfato de glucosamina, muy adecuado para el desgaste de cadera. Es un modo natural de fortalecer esta parte de nuestro cuerpo y nuestros huesos y cartílagos en general.

  • Realizar actividades físicas para prevenir el dolor de cadera

Hacer ejercicios es necesario para darle bienestar al cuerpo y prevenir el dolor de cadera. Ejercicios sencillos, como realizar el puente por la mañana, hace que tus músculos funcionen y se activen, y te brindará un mejor soporte durante el resto del día.

  • Acuéstate de espaldas con las piernas dobladas y los pies planos sobre el suelo, separados por el ancho de las caderas. Presiona hacia abajo a través de los tobillos y levanta los glúteos del piso mientras aprietas los músculos abdominales.
  • Otro ejercicio casero es mantener las rodillas alineadas con los tobillos y apuntar a una línea recta desde las rodillas hasta los hombros, asegurándote de no arquear la espalda. Mantén esta posición de tres a cinco segundos y luego baja lentamente tu pelvis hasta el piso.
  • Si sufres de artritis y bursitis, evita realizar actividades de alto impacto. Correr y saltar puede empeorar el dolor de cadera, porque la presión inflamara las articulaciones. Para estas patologías, caminar es una mejor opción.
  • Fortalece los muslos

Prevenir el dolor de cadera
Realizar actividades físicas.

Fortalecer los muslos es importante para prevenir el dolor de cadera, porque te darán estabilidad al caminar. Si tienes artrosis de cadera, trabaja en fortalecer los músculos de la parte externa del muslo para obtener más soporte.

Los músculos de la parte interna del muslo también forman otro grupo muscular que ayuda a sostener las caderas. Recuéstate sobre tu espalda, pon una pelota entre las rodillas y aprieta. Elige una pelota de fútbol o similar, que tenga un poco de elasticidad cuando la aprietes.

  • Ejercicio de estiramiento

Estirar los músculos de la cadera que se sientan en la parte superior de la bolsa, parte del revestimiento de la articulación de la cadera, puede aliviar el dolor de la bursitis.

  • Arrodíllate sobre la pierna que te causa dolor, agarrándote a algo resistente para mantener el equilibrio.
  • Inclina la pelvis hacia adelante, apretando los músculos de los glúteos. Luego inclínate hacia el lado de la cadera que duele (por ejemplo, hacia la izquierda si estás arrodillado sobre tu rodilla derecha).
  • Deberías sentir un estiramiento desde la parte superior del hueso de la cadera por el costado de la pierna hasta la rodilla. Mantén el estiramiento durante 30 segundos y repite una o dos veces.
Dolor de cadera
Ejercicio de estiramiento.
  • Escucha a tu cuerpo

Si tienes artritis o bursitis, probablemente hayas notado que el ejercicio puede ayudar a aliviar tu dolor. Pero, ¿cuándo hay que considerar el dolor de cadera como una señal de que debes dejar de hacer ejercicio o realizar alguna actividad?