El conjunto argentino venció 4-0 al Kashima Antlers japonés. Un 2018 de ensueño. River Plate jugó este sábado los últimos 90 minutos de un año histórico.

El conjunto argentino le ganó 4-0 al Kashima Antlers, con lo que se aseguró el tercer puesto del Mundial de Clubes. El delantero colombiano Rafael Santos Borré estuvo presente en el marcador.

El plan inicial era jugar la final ante el Real Madrid, pero el objetivo principal ya estaba hecho: el título de Copa Libertadores y aún más ante Boca Juniors. Este sábado con la tranquilidad del deber cumplido, con la entereza para asumir con seriedad un partido por el tercer puesto y con la alegría de que en Buenos Aires los espera una fiesta, así salió a jugar River Plate ante los japoneses.

«Estoy muy contento por el resultado. No pudimos llegar a la final, pero hoy quedó demostrado que no fue malo lo que hicimos», señaló Juan Fernando Quintero desde Abu Dhabi (Emiratos Árabes), minutos después de terminado el encuentro. Para el volante colombiano la importancia del partido fue «llevarnos la victoria en un año muy positivo». Quintero no participará en los festejos en Buenos Aires, volará directo a Colombia y no habló sobre su futuro, si seguirá o no en River en 2019.

Un partido que sirvió de despedida para uno de los mejores jugadores del plantel. Gonzalo ‘Pity´ Martínez marcó dos goles en sus últimos 20 minutos con la caiseta de River, en la siguiente temporada se irá a la MLS a jugar con el Atlanta United. Borré marcó de penalti y Bruno Zucculini abrió el marcador con un cabezazo.

El equipo millonario después de la premiación viajará directo a Buenos Aires en donde los espera este domingo un festejo con todos sus hinchas en el estadio Monumental.