PIQUITOS

El país incendiado y Marvin Ponce tirando piquitos. Por ahí salió un vídeo ayer en donde el ex asesor presidencial, al estilo de Erlin, sale viendo a la cámara tirando besitos a saber a quién, mientras se asegura que nadie alrededor lo esté cachando. En eso se lleva el ex vicepresidente del Congreso, en los centros comerciales de Tegus.

DEMBOW

Ayer si se armó el «dembow» en este país. Los incendios por el berenjenal en el que estamos después de las metidas de pata que siguieron al cierre de las urnas, están por todo el país. Las bombas lacrimógenas que decían eran una compra «normal» de la Secretaria de Seguridad, acabaron en medio de manifestantes que simpatizan con la Alianza, quienes están en las calles.

RUEGOS

Y como que ya ni las oraciones tienen efecto porque ayer los pastores llamaron al rebaño a volver a la paz y a apagar los fuegos que están prendidos por todo el país. La Confraternidad Evangélica publicó un tamagás pidiendo guardar la calma. Solórzano, Evelio y otros, pasaron de los ruegos hacia arriba a las súplicas aquí en esta ardiente tierra.

DULCE

Otros que ya no hallan qué donde poner el dulce son los observadores. La eurodiputada, que encabeza una misión, y el ex presidente boliviano, por cierto enemigo de Evo, volvieron a aparecer ayer ante la muchachada para pedirle ambos a tres tristes tribunos que no oficialicen los resultados hasta que tengan contabilizadas la totalidad de actas, incluyendo las que tienen inconsistencias.

SALUDITOS

Y hablando de Evo, el presidente boliviano, que esta semana quedó habilitado para aspirar a un cuarto mandado, ha sido el único presidente de la región que le ha mandado saluditos a Salvatore a través de Twitter. Para Evo, el líder de la Alianza de Oposición es el presidente electo de los catrachos.