DESTRUCTORA

Gran clavo tiene la “destructora” de bienes incautados para devolver a la familia Matta Waldurraga los famosos 500 mil dólares incautados que repartió como confites en varias instituciones del Estado sin que sus dueños fueran vencidos en juicio. Finanzas dice que no hay dinero para pagarlos de otras partidas y que hay que vea la OABI de donde los saca.

PROBLEMAS

A propósito, todo indica que por estos “problemas” que ha generado a Finanzas la orden de devolución de bienes incautados, fue que pasaron de zapato a caite a aquel juez de privación de dominio recientemente  “trasladado” al Juzgado de lo Penal, con el mismo sueldito y los mismos beneficios. Y la bulla en la “tremenda” es que otros diez togados están en la cuerda floja.

PROBLEMÓN

Nadie ha publicado nada del problemón en el que está metido un alto funcionario que atropelló a un cipote cuando circulaba por el bulevar Fuerzas Armadas de Tegus. El muchacho falleció después que lo trasladaran a un hospital privado, a donde el miembro del gabinete lo llevó para que lo salvaran. La familia se anda quejando de que todo lo han querido arreglar con pisto.

LIQUIDÁMBAR

Le ha vuelto a estallar una crisis a “Papi a la orden” con eso de que los vendedores ambulantes quieren volver a estacionarse en el Paseo Liquidámbar, es decir, en la Peatonal de Tegus. Todos los días es una batalla campal entre soldados, cobras, PMs y Municipales y los comerciantes, que juran que a falta de chambas no les queda más que sumarse al comercio informal.

PITONISO

El ex rector se la ha tirado de pitoniso en los últimos dos días. Resulta que desde que vino de Washington anda con la bulla de que muchos personajes de estas honduras van a caer en la lista por la ley Magninsky, que enumerará a los uñudos y violadores de derechos humanos. Suerte tiene que la visa a BJ le fue suspendida en marzo, si no hubiera creído que quien lo fue a clavear a DC fue él.