YORO, Honduras. – Radio Progreso, emisora radicada en la ciudad de El Progreso, Yoro, reportó hoy que una de sus antenas de transmisión en Tegucigalpa, fue derribada y destruida.

La denuncia de Radio Progreso puede leerse en su página de Facebook, donde ya cuenta con más de 1800 comentarios.

Radio Progreso acusa como responsables de estos actos vandálicos a sectores que quieren continuar en el poder.

Lea: Incautan varios fardos de supuesta cocaína en Olancho

La antena saboteada se encuentra en el cerro Cantagallo en Tegucigalpa, capital de Honduras.

Asimismo, advirtieron a la población estar alerta, puesto que estos actos ya se han visto contra otros medios afines.

En los comentarios recordaron casos similares, como el de UNE TV, canal que recibió amenazas de cierre.

Radio bajo amenaza

torre derribada
Torre de transmisión de Radio Progreso derribada en el cerro Cantagallo, en Tegucigalpa.

En la publicación se denuncia además que la radio está bajo amenaza. Por ello, exhortaron a la población y comunidad internacional a estar pendientes de dichas intimidaciones.

Estos actos de sabotaje serían para silenciar al medio, debido a su postura contra el Gobierno, según compartieron. Reza el mensaje lo siguiente:

«Nuestra radio está amenazada, por eso hacemos un llamado a la sociedad hondureña y a la comunidad internacional a estar pendientes de estas amenazas que nos quieren silenciar, por aquellos sectores que quieren seguir en el poder».

antena derribada
Quienes derribaron la antena usaron equipo especial.

Las fotografías que acompañan la denuncia evidencian que la torre de transmisión fue derribada desde la base. El cableado fue cortado y robado; de igual manera, sus vigas fueron cortadas o dobladas.

Se desconoce quiénes pudieron haber cometido estos perjuicios, así como los métodos empleados para su ejecución.

La emisora progreseña ve estos actos como un intento claro de sabotaje por parte de los sectores a los que se oponen. La radio es conocida por mantener una postura a favor del pueblo y contra el Gobierno actual.