Policía: hijo de supuesto hechor vio crimen de familia hondureña en EEUU

387
Hijo
La familia murió a causa de varios balazos que según las autoridades, el guatemalteco les propinó.

ESTADOS UNIDOS. A seis meses de la muerte violenta de una madre hondureña y sus tres hijos, en este país del norte, supuestamente a manos de un ciudadano guatemalteco, la Policía reveló que el hijo de este, presenció el atroz crimen.

Cabe recordar que el hecho violento se suscitó en la casa de habitación de la hondureña, Rossibeth Flores Rodríguez, de 29 años de edad. Misma que se encuentra ubicada en la 1003 Day St, en el complejo Laurel Village, al norte de la carretera interestatal 235.

Los dos hijos de la mujer, quienes también perecieron, respondían en vida al nombre de Grecia Daniela Flores Alvarado, de 11 años y Ever José Mejía Flores, de 5 años. Los tres victimados eran originarios de El Paraíso, Copán.

Una discusión originó el hecho

El informe de la autoridades establece que el supuesto asesino llamó a la Policía para entregarse. Por los cual, varios oficiales se trasladaron a la zona y encontraron los cuerpos a eso de las 11 de la noche.

En ese sentido, las autoridades informaron que el acusado es Marvin Orellana Escobar, originario de Guatemala. Al parecer, el triple crimen se originó luego de una discusión entre este y Flores Rodríguez. 

Según los detalles de los funcionarios de inmigración, el ciudadano guatemalteco había sido deportado dos veces. Y en su última entrada a Estados Unidos, se radicó con el nombre de Marvin Oswaldo Esquivel López.

Fiscal pide que el hijo del acusado testifique

En torno al proceso judicial que se le sigue a Orellana Escobar, recientemente, la Fiscalía solicitó que el hijo de este testifique en el juicio. Este tiene ocho año y según lo revelado, él comparecería a través de circuito cerrado de televisión.

Lo anterior, surge tras la indicarse por parte de las autoridades policiales, el menor fue testigo de los disparos, que su padre infirió a la familia. Al respecto, el juez que lleva la causa, dictó favorable la petición hecha por los fiscales.

Nota relacionada: A hondureña asesinada su homicida le ayudó a emigrar a EEUU

Sin embargo, la declaración solo se compartirá con los involucrados en el caso, o sea, apoderados legales. Igualmente, establecieron una orden de protección de la salud mental del niño.

En ese sentido, se conoció que el niño fue evaluado por un terapeuta, el cual notificó que este sufrió un trauma severo tras el crimen. Esto trajo como consecuencia, un bajo rendimiento tanto en el hogar como en la escuela, indicó el médico a el juez.

Familia de las víctimas clama por justicia

Por su parte, los familiares de las víctimas, siguen clamando a las autoridades estadounidenses, que se haga justicia en este hecho. «Estamos tratando de pasar la
vida después de esa tragedia», dijo doña Betty Flores, madre de Rossibeth, aun medio de comunicación hondureño.

Asimismo, agregó que a ella le manifestaron que el Orellana Escobar será enjuiciado el próximo 27 de enero. «Pido justicia, pido que no quede impune, no son animales los que mató», enfatizó la madre.