28.2 C
San Pedro Sula
viernes, febrero 3, 2023

¿Cómo tener una piel perfecta? Usa estos ingredientes caseros para exfoliar

Debes leer

DE MUJERES. Exfoliar la piel es imprescindible para que luzca sana y saludable a la vez que bonita y cuidada. Por ello, es necesario eliminar las células muertas, y así conseguirás una dermis oxigenada y humectada.

La exfolación también ayudará a reactivar la microcirculación sanguínea evitando la acumulación de líquidos y la hinchazón, también reducirá la producción de sebo (grasa) y los brillos en la cara.

Es recomendable exfoliar el rostro una vez a la semana, pero debes tener en cuenta para ello qué tipo de piel tienes:

  • Pieles secas: una vez a la semana con exfoliantes suaves.
  • Pieles grasas: dos veces por semana.
  • Pieles mixtas: cada quince días con un exfoliante hipoalergénico.

Es importante que apuestes por los exfoliantes caseros ya que de esa manera siempre sabrás que son cien por ciento naturales sin mencionar que son más económicos. Esto, se traduce en evidentes ventajas y lo más importante, con ingredientes accesibles para todos.

La también: ¿Acné en el mentón? Aprende cómo eliminarlo naturalmente

Ingredientes para exfoliar tu piel 

Exfoliante para labios

Ingredientes:

  • Aceite de menta
  • Aceite de oliva
  • Azúcar

Mezcla en un recipiente: media cucharada de azúcar, media cucharada de aceite de oliva y dos gotas de aceite de menta. Mezcla bien todos los ingredientes y aplícalo en los labios mediante masajes circulares por un intervalo de tiempo de dos minutos sin hacer mucha presión. Posteriormente procede a hidratarlos con un cacao o vaselina.

Para una piel suave y luminosa 

Ingredientes:

  • 1 plátano
  • 4 cucharadas de azúcar

Mezcla todo hasta conseguir una pasta, si no lo consigues porque el plátano es mucha cantidad, debes añadir azúcar poco a poco hasta conseguir la consistencia.

Primero, debes limpiar el rostro bien con agua templada para que se abran los poros. Aplica el exfoliante con las manos o con una brocha y lo dejas actuar dos minutos.

Después aplicas la crema hidratante habitual. Recomendamos hacer esta exfoliación solamente dos veces por semana, pero como ya comentamos anteriormente, depende mucho de tu tipo de piel.

Avena y yogur para el cuerpo 

Ingredientes:

  • 1 yogur
  • Media taza de avena
  • 1 cucharada de azúcar

Primero moleremos la avena. A continuación, le añadiremos el yogur y una cucharada de azúcar. Mezclaremos bien hasta conseguir una pasta que aplicarás en la piel mediante movimientos circulares.

Muy importante, antes de comenzar con la exfoliación que tu cuerpo esté totalmente limpio.

Zanahoria para el rostro 

Ingredientes:

  • Una zanahoria
  • La crema facial habitual

Las propiedades que nos aportan las zanahorias es favorecer la producción de colágeno y está recomendada sobre todo para pieles maduras, al mismo tiempo reduce las manchas y las marcas en el rostro.

Para la preparación de la mascarilla, licua una zanahoria, después mezcla con tu crema hidratante. Para las proporciones, ten en cuenta la cantidad necesaria para poder extender en el rostro una cantidad generosa. Deja actuar unos quince minutos y después lava abundantemente con agua tibia.

Exfoliar  el rostro con arcilla

Limpia y depura la piel, la regenera y elimina las impurezas. También es muy beneficiosa para combatir el acné y las imperfecciones.

Ingredientes:

  • Dos cucharadas de arcilla
  • Tres cucharadas de agua mineral

Mezcla todo con una cuchara de madera hasta conseguir una pasta que aplicarás en el rostro. La dejas actuar por diez minutos y la retiras con agua tibia.

Arroz para el rostro 

Es un potente limpiador que desobstruye los poros, reduce las manchas y combate el envejecimiento a la vez que tonifica.

Ingredientes:

  • Medio vaso de arroz blanco
  • Dos cucharadas de agua
  • Cinco gotas de aceite de coco

Tritura el arroz hasta que se convierta en un polvo fino. A continuación, mézclalo con el agua y el aceite de coco. Lo aplicas en el rostro con movimientos circulares, deja actuar el producto unos tres minutos y aclara con abundante agua tibia.

Para codos y rodillas

No solemos prestarles mucha atención y es necesario mimarlas como cualquier otra parte de nuestro cuerpo.

Ingredientes:

  • Una taza de miel
  • Media taza de agua tibia
  • 25 gramos de linaza

Mezclar la miel y el agua. Una vez este homogeneizado añade la linaza y mézclala hasta conseguir una pasta consistente.

Debes refrigerarla un mínimo de tres horas. Pasado este tiempo lo aplicas en los codos y en las rodillas, frotando y con movimientos circulares. Deja actuar tres minutos, luego  aclararemos con agua.

Estás a un paso de recibir nuestro PDF Gratis

Última Hora

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido