«Pepe»: Que el fallo de mi Rosa sea apegado a los Derechos Humanos y a la Constitución

407
Rosa Elena de Lobo
Rosa Elena de Lobo guarda prisión en Támara.

TEGUCIGALPA, HONDURAS. «Que Dios ilumine la mente de los Jueces del Tribunal de Sentencia y el fallo de mi querida Rosa sea apegado a los DDHH, a la Constitución de la República y a la Ley», dijo este día el expresidente hondureño Porfirio Lobo Sosa a través de su cuenta de Twitter.

Las palabras de «Pepe» surgieron debido a que mañana 20 de agosto se conocerá el fallo en el caso «Caja Chica de la Dama» que involucra a la ex primera dama Rosa Elena de Lobo, quien actualmente guarda prisión en la penitenciaría de mujeres en Támara.

También está implicado su cuñado Mauricio Mora y su ex secretario Saúl Escobar, acusados de cometer varias irregularidades desde el despacho de la primera dama en el mandato de Lobo.

Se les acusa de malversación de caudales públicos, lavado de activos y fraude. Delitos que son castigados de acuerdo al Código Penal con prisión. Asimismo, las investigaciones indican que fueron malversados L1.8 millones de fondos destinados para causas sociales.

Defensa de Rosa Elena de Lobo 

Según Rogelio Clara, parte de la defensa de la ex primera dama, «el día cero llegó también para el tribunal de sentencia. Habrán presiones mediáticas, políticas y de organismos internacionales. Deben estar ajenos a las presiones y dictar fallo conforme a derecho».

Lea también: Porfirio Lobo: «Viaje de JOH a Washington solo fue un golpe a la Oposición»

Penas que se les podría interponer a los acusados

Cabe recordar que la carga penal de los delitos por los que están acusados es alta. Por tanto, la Fiscalía ha solicitado en varias ocasiones que los detenidos sean castigados con severidad.

En el Código Penal vigente se establece que la condena para el delito de fraude es
de entre seis a nueve años. Por su parte, el castigo para el delito de malversación
de fondos públicos oscila entre los tres y seis años. Finalmente, el delito de lavado de activos tiene una pena equivalente de 15 a 20 años de prisión.