25.6 C
San Pedro Sula
miércoles, octubre 5, 2022

Doctor: Sin sala COVID en Olanchito tendríamos un colapso de pacientes contagiados

Debes leer

OLANCHITO, YORO. Un ejemplo claro de unidad y perseverancia es el pueblo de Olanchito, quienes con fondos propios llevaron a cabo la construcción de un centro COVID-19, y su dedicación ha tenido buenos resultados, según lo informado por doctores.

La inauguración se realizó hace unos días y hoy comenzaron a trasladar los primeros pacientes, de acuerdo a lo divulgado.

Lo que comenzó como un proyecto para ayudar a las personas en dicha ciudad, tuvo un apoyo increíble, la unanimidad de dicho pueblo hizo que sobrepasaran su meta prevista, los donativos de dentro y fuera comenzaron a llegar, y finalmente lograron su objetivo.

Lea también: ¡Misión cumplida! Olanchito inaugura sala COVID “con dinero del propio pueblo”

En ese sentido TIEMPO Digital contactó al doctor Guillermo Valladares, director del Hospital Aníbal Murillo Escobar, quien relató que, dicho proyecto se llevó a cabo con una pequeña sala que tiene capacidad para 16 cupos.

Al ver esa situación diferentes autoridades convocaron a la población para que pudieran brindar ayuda, poder reunir fondos y construir una sala COVID-19.

Según indicó el doctor, la recaudación que hicieron entre maratones, donativos de dentro y fuera del país, llegó a un total de 6 millones de lempiras, con lo cual, llevaron a cabo dicha construcción, ahora tienen 84 camas y 8 salas.

Unanimidad del pueblo

“No pensábamos nosotros que se iba a llegar a tanto”, expresó el doctor. El director continúo contando que, la junta directiva se reunía. Comenzaron con un préstamo que les hizo una ferretería, entre bolsas de cemento, y otras herramientas.

Más personas comenzaron a unirse y a colaborar, por lo que, en ese momento decidieron realizar la maratón, y aunque se tenía la duda de la cantidad del donativo, llegaron a sobrepasar la meta de 1.5 millones.

“La gente de Olanchito que vive en Estados Unidos vendía pupusas, yuca, y otras cosas, un grupo nos mandó 10 mil dólares. Otros nos mandaron un manómetro y cosas así”, manifestó el médico.

Con el sudor del pueblo

El doctor relató que con los ciudadanos no solo recaudaron los fondos, sino que participaron en la construcción. Agregó que “hasta los taxistas ayudaron, los que podían poner tabla yeso, los que podían llevar arena, todos iban a colaborar”.

Asimismo, otros pobladores se prestaban con la electricidad, albañilería. Trabajaban hasta las 12 de la noche, y el resultado final se vio reflejado en diez semanas.

Ya está listo

Respecto a la funcionalidad, el doctor señaló que, se encuentra totalmente listo, a excepción de la planta de energía, la cual ya se encuentra en proceso de compra.

El médico dijo que las personas se encuentran muy alegres, ya que dicho hospital les ha ayudado enormemente, y han notado como el flujo de personas comienza a ser más organizado.

Se debe destacar que, el hospital funciona exclusivamente para COVID-19, dejando al Aníbal Murillo Escobar para demás patologías. Valladares aseveró que, de no haberse realizado dicho centro hubiesen presentado un colapso.

Otros proyectos

Debido a la unión que mostraron los pobladores, se continúa trabajando en otros proyectos. En estos momentos se encuentran haciendo diligencias, para lograr la construcción de una sala de diálisis.


🔹 Suscríbete gratis a más información sobre #COVID19 en nuestro WhatsApp haciendo clic en el enlace: https://bit.ly/tiempodigitalhn

Hoy en Cronómetro

error: Contenido Protegido