Oficiales de policias se presentan al MP para esclarecer inocencia

837
Constantino Zavala exjefe de motorizados de la Policía Nacional

TEGUCIGALPA.-El exjefe de la motorizada de la Policía Nacional, Josué Constantino Zavala Laínez se presentó voluntariamente esta mañana  al Ministerio Público (MP) para declarar sobre su implicación en el crimen de Landaverde, llevando como prueba un teléfono celular que todavía conserva y del cual le hicieron un vaciado telefónico; horas después se presento el  Comisario José Geovanny Fonseca, para aclarar también su supuesta culpabilidad ante esta acusación.

Constantino Zavala Matute, indicó que presentará ante el Ministerio Público un escrito donde solicita al director de Fiscales, se le informe si él está siendo investigado en el caso del asesinato de Alfredo Landaverde.

Al mismo tiempo entregará a la Fiscalía un teléfono BlackBerry que era uno de los aparatos que manejaba en el momento que comandaba el Escuadrón Motorizado cuando fue asesinado Landaverde.

Recordó que dos años después de la muerte de Landaverde se presentó a declarar a la Fiscalía junto a la persona que andaba como copiloto en ese entonces.

Reiteró que se pone a disposición del Ministerio Público para cualquier instancia ya que él no tiene nada que ver con el asesinato de Landaverde pues su único pecado fue andar cerca de la escena del crimen, llegar rápido al lugar y andar custodiando a la esposa de la víctima, Hilda Caldera.

Hasta el momento los oficiales que se presentan ante la Fiscalía, son el comisionado Constantino Zavala, el subcomisario Héctor Caballero Velásquez, quien solicitó el lunes protección ante el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, el subcomisionado José Ventura Flores Maradiaga y el  Comisario José Geovanny Fonseca y un quinto  miembro de la institución policial cuyo nombre no fue precisado, pero que se presume es un exdirector nacional de la Policía.

VEA TAMBIÉN:Ramón Sabillón acude a Conadeh y denuncia amenazas a muerte

Según el informe, los oficiales se presentan de manera voluntaria y serán atendidos por un fiscal de delitos contra la vida y la unidad de alto impacto.

Las fuentes de la Fiscalía indicaron que hasta el momento se desconoce en qué carácter llegan los cuatro miembros de la institución policial ya que aún no se define si lo harán para declarar o interponer alguna denuncia.

Asimismo, se informó que en las próximas horas un grupo de miembros de la Policía Nacional asignados al cuartel de Casamata, han solicitado una audiencia con el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos, Roberto Herrera Cáceres al igual que lo hizo el lunes el subcomisario Héctor Caballero quien solicitó protección a ese organismo.

Esos miembros de la Policía son señalados en el informe de la Inspectoría General de la institución por su participación en la muerte del zar antidroga Julián Arístides González y de Alfredo Landaverde.